Infringen la ley grupos de venta de perros en FB

Bull dog, schnauzer, salchicha, entre otros, se comercializan en internet
Compartir
Foto: Facebook
11/12/2016
01:20
Marittza Navarro
-A +A

Pit bull, cocker, schnauzer, perros ‘salchicha’ y en menor cantidad gatos se comercializan sin restricción alguna en internet; grupos de Facebook creados para estas transacciones en las que participan cientos de usuarios de todo Querétaro.

Cachorros que alcanzan un precio de 20 mil pesos y otros —los menos— que se dan en adopción; internet ha resultado un mercado para vender todo aquello que de la manera tradicional sería imposible.

Uno de estos grupos es “ventas de perros en queretaro” (sic) que tiene más de 29 mil integrantes; todos los días un negocio nuevo, perritos que son puestos a la venta como mercancía.

En el municipio de Querétaro, de acuerdo con el Reglamento de Control Animal, la venta de mascotas sólo se puede hacer en establecimientos que cuentan con los permisos correspondientes.

Dichas tiendas, como cualquier otro comercio, debe contar con licencia de funcionamiento y cumplir con el reglamento establecido y que el propio municipio vigila que se cumpla.

Sin embargo, Facebook e internet resultan el escaparate para encontrar lo inimaginable, sin restricciones y sin ninguna regulación.

Para las asociaciones protectoras de animales en México, esta práctica debe vigilarse para advertir de la venta indiscriminada de perros, gatos y otras mascotas, que derivan no sólo en un descontrol de la fauna, sino resulta en la crianza de animales como un negocio.

En Querétaro, la Asociación Protectora de Animales en Santiago de Querétaro (Apaqro) reporta que mensualmente se sacrifican en la capital un promedio de 800 perros y gatos y, a pesar de ello, las personas utilizan a las mascotas como una forma para obtener ingresos económicos.

Para Carolina González, presidenta de la Asociación, la tenencia de mascotas debe ser responsable, siendo la creación de conciencia una de las principales metas que tienen.

“Crear conciencia, es parte de nuestro objetivo, para la tenencia responsable de animales, tenemos programas, talleres para que las personas sean más conscientes y respetuosas”.

Mientras, asociaciones y grupos ciudadanos a nivel nacional emprenden campañas para la no compra de mascotas, principalmente en la temporada de Navidad y Reyes Magos; y es que se estima que 6 de cada 10 mascotas compradas en la temporada terminan en las calles.

Carlos, uno de los vendedores, pide en Facebook 2 mil 500 por cachorros schnauzer; la transacción se hace vía depósito de 500 pesos para “apartar” al perrito, después en un encuentro personal se entregan los 2 mil pesos restantes y se entrega a la mascota.

Con los riesgos que esto implica, al no saber si se trata o no de un fraude, los usuarios buscan estas publicaciones para satisfacer su necesidad de tener una mascota “de raza”. Otros french se venden en 700 pesos, y otros que ponen en “subasta” a los perros, son entregados al mejor postor y a manera de trueque.

El reglamento municipal estipula que constituyen infracción a los comerciantes y prestadores de servicios o particulares que incumplan las normas respectivas, una de ellas se aplica a quienes no cuentan con archivos clínicos de animales domésticos.

El documento obliga también a que se cuente con jaulas o compartimentos para albergue de animales con las medidas que exige la Norma Oficial Mexicana; sobre la venta, en el inciso III del artículo 39, establece la prohibición de la venta de animales pero sólo en la vía pública.

También se aplican sanciones a quien ofrezca o distribuya animales domésticos con fines de propaganda, promoción y premiación; prohibido también “la instalación y operación de criaderos en inmuebles de uso habitacional con fines de reproducción para explotación comercial”.

Incluso, se estipula la prohibición de la venta o donación de animales domésticos a personas menores de 14 años sin contar con la autorización de sus padres o tutores.

El inciso XI sanciona el uso “de métodos o prácticas que contravengan a las Normas Oficiales Mexicanas relacionadas con animales domésticos y sean competencia de la Autoridad Municipal”.

Las sanciones implican multas que van de uno hasta 250 días de salarios mínimos generales vigente en la región, es decir, alrededor de 20 mil pesos para quienes violenten el reglamento.

Además de la multa aplica el “decomiso de los bienes, materiales, productos o subproductos, vehículos, utensilios, herramientas, equipo y cualquier instrumento directamente relacionado con la infracción cometida”.

Así como el aseguramiento de los animales, y en el caso de establecimientos comerciales la clausura temporal o definitiva para el desarrollo de las actividades.

Compartir

Comentarios