30 / julio / 2021 | 05:47 hrs.

La "estatua del perrito". Querétaro tuvo un "Hachiko" que esperó a su dueño por años

Junto a la Alameda Hidalgo, en el Centro Histórico, hay una escultura que se levanta en honor a la lealtad y a los lomitos de la calle

La "estatua del perrito". Querétaro tuvo un "Hachiko" que esperó a su dueño por años
Foto: Facebook Carlos Sampson Zaldivar
Zoociales 23/06/2021 17:12 Redacción Querétaro Actualizada 17:21

"¿Alguien sabe la historia de este peludito?", fue la pregunta de un usuario en el grupo de Facebook Animalistas de Querétaro para conocer la historia del perrito que se ubica a un lado de la Alameda Hidalgo en el Centro Histórico de la capital.

La estatua formó parte de los trabajos de remodelación de la Alameda Hidalgo y se ubica en el camellón de la calle Pasteur.

captura_de_pantalla_2021-06-23_a_las_16.50.43.png

A la pregunta, internautas respondieron que la pieza rinde homenaje a la historia de un lomito, que al igual que Hachiko, también murió esperando a su dueño: 

"Una vez, entré al Museo de las Ánimas en Querétaro y ahí nos contaron la historia de ese perro; supuestamente su dueño lo rescató de la calle y desde ahí, todos los días lo acompañaba a tomar la ruta a su trabajo, pero un día un camión atropelló al señor, y el perro se quedó esperándolo... según es un monumento a la lealtad", narra un internauta.

Otros usuarios coincidieron en la historia: el perro acompañaba a su dueño a tomar el autobús, hasta que un día fue atropellado.

"Se dice que era un cachorro, que siempre acompañaba a su dueño a tomar el camión rumbo a su trabajo. Así lo hacía todos los días por 8 años. Un día, su dueño fue atropellado por la ruta 7 sin que el can lo viera llegar, así que lo esperó día y noche... Nunca llegó su dueño".

captura_de_pantalla_2021-06-23_a_las_17.01.29.png

"El perro se llamaba Pimpón... tras 5 años de esperar al dueño, murió de causas naturales", agregan.

Por otra parte, también se señala que el can es una representanción del perro que adoptaría Maximiliano, durnate su estancia en Querétaro.

No obstante, hay quienes afirman que la escultura no atiende a una historia similar y que sólo es un monumento en honor a la lealtad.

 

 

Comentarios