18 / junio / 2021 | 07:05 hrs.

Disfrutan la ciudad

Vida Q 29/10/2013 01:15 Actualizada 09:06

[email protected]

El jardín Zenea, ubicado en el centro de la ciudad, fue el marco perfecto para recibir a los participantes de la 26va edición de la clásica y renovada Carrera Panamericana, la cual dio inicio el pasado 25 de octubre en el puerto de Veracruz, pasando por Oaxaca y la ciudad de México de donde salieron los 87 pilotos rumbo a Querétaro.

Cientos de espectadores se reunieron para ser testigos de la llegada de los pilotos, quienes conducen automóviles de los años 50 y 60, así como modelos recientes en la categoría de exhibición.

El competidor Eduardo Henkel compartió acerca de su experiencia en estos 23 años de pertenecer a la Carrera Panamericana.

“Estoy conduciendo actualmente un BMW serie 1 de último modelo en la categoría de exhibición, en donde esperamos conseguir el primer lugar en la llegada a Zacatecas. Estos años han sido experiencias inigualables, en donde los pilotos se han convertido en buenos amigos y se vive un ambiente muy agradable. Sin duda, cada carrera es un reto diferente por las condiciones del camino y el clima”, detalló Henkel

Algunos de los pilotos permanecieron junto a su automóvil para firmar algunos autógrafos y tomarse fotos con los aficionados, mientras que otros disfrutaron de sus alimentos en compañía de familiares y equipo en los restaurantes del primer cuadro de la ciudad.