24 / septiembre / 2021 | 16:00 hrs.

La comedia de El Capi no perdona

Vida Q 13/12/2015 05:37 Actualizada 05:48

Cuidado y alguien se equivoque o haga playback con un tema de despedida en Venga la alegría (como hizo Ingrid Coronado) porque El Capi no la perdona y un tropezón (literalmente) es suficiente para que sus bloopers dentro de Venga la alegría y su programa La resolana tengan protagonistas; esto le ha valido el gusto del público.

“Hasta ahorita no he tenido problema con nadie, ni con la sección que tengo en Venga la alegría, donde me burlo de cualquier cosa que dicen ellos o cualquier pretensión que quieren hacer”, dijo a EL UNIVERSAL, Carlos Pérez, El Capi.

Lo bueno, continúa, es que todos sus compañeros tienen sentido del humor, algo que él cultivó en su personalidad desde hace mucho tiempo.

“Mi rostro no está nada agraciado. Yo sé que no soy guapo, que lo mío no es la imagen, entonces desde que estaba muy joven comencé a trabajar en mi personalidad, creo que sabía que el humor me iba a yudar a lidiar con las situaciones de toda la vida pero no sabía que me iba a dedicar a esto”, platicó.

El originario de Aguascalientes inició ahí su trabajo en televisión, posteriormente se fue a TV Azteca Jalisco, donde participó en los Panamericanos y fue ahí donde conoció a productores de la señal nacional, lo que desembocó en su traslado a la capital para incorporarse a Venga la alegría, de donde acababa de salir Mauricio Mancera.

El Capi aseguró que no fue difícil ganarse al público. “No fue tan complicado como suena porque yo ya tenía un formato en lo que hacía; Adrian Patiño me jaló para Venga la alegría y la forma en la que yo presento todos mis contenidos es lo que me ayudó a diferenciarme de Mauricio Mancera; él lo que hacía más era interactuar con la gente, yo lo que hago es un trabajo más de escritorio y más sketches de comedia”.

Este día, El Capi también se une al Juguetón con una firma de autógrafos en Galerías Plaza de las Estrellas, donde además plasmará sus huellas.

Sobre estar en la pantalla chica haciendo comedia comentó que hace falta más humor. “Sobre todo en Azteca el aspecto de comedia ha sido poco explorado y a veces no como debería, creo que si estoy yo con una oportunidad o el equipo de La resolana o de Venga la alegría, estamos aprovechando para hacer cosas divertidas sin tener que ser vulgares, pretenciosos simplemente burlándonos de nosotros mismos”.