20 / septiembre / 2021 | 23:34 hrs.

Van contra venta ilegal de alcohol

Portada 17/11/2012 03:19 Actualizada 07:33

El 25% de los establecimientos con venta de alcohol en el municipio de San Juan del Río carecen de licencias y de medidas de seguridad, estimó el alcalde Fabián Pineda Morales al reconocer un incremento desmedido de las denominadas “chelerías”, establecimientos que operan principalmente en comunidades.

El pasado fin de semana iniciaron operativos de inspección en misceláneas, restaurantes, centros nocturnos y tiendas de conveniencia con licencia de venta de bebidas, y ocho de estos fueron clausurados por carecer de permisos en regla.

El alcalde reconoció que la carencia de permisos se registra en todo tipo de establecimientos que expenden bebidas alcohólicas, en envase cerrado o al copeo, por ello se ha intensificado la revisión a estos lugares.

La falta de permisos se tiene principalmente en establecimientos que comenzaron a operar “los últimos años; por lo que la secretaría de Gobierno levantará un censo del total de negocios en estas condiciones”, aseguró el titular de esta área, Vicente Pérez.

El secretario de Gobierno y el presidente municipal coincidieron en la necesidad de revisar especialmente las “chelerías”, que proliferan en comunidades principalmente y que no cuentan con sus permisos en regla.

Abren más establecimientos

Zonas como La Estancia se han visto invadidas por este tipo de negocios que ofrecen cerveza en presentación de “caguama”, y se han abierto en zonas cercanas a campos de futbol, donde se acostumbra consumir bebidas los fines de semana durante los encuentros deportivos, reconocen las autoridades.

Aunque el secretario de Gobierno dijo desconocer el número de establecimientos que operan en estas condiciones, aseguró que sí han incrementado en comunidades, y que incluso el problema ya no se registra en tiendas que venden cerveza en envase cerrado, sino que se trata propiamente de espacios de venta de alcohol para consumo.

Al respecto, el presidente municipal dijo que se ha buscado el acercamiento con empresas cerveceras para lograr un mayor control de estos lugares, que se han convertido en la principal queja de habitantes de comunidades.

Asimismo el alcalde aseguró que se continuará con la revisión a centros nocturnos, restaurantes y tiendas en la cabecera municipal, para garantizar que cuenten con las licencias de venta de alcoholes y cumplan las medidas de seguridad.