Jóvenes de Huimilpan aspiran migrar a EU

22/05/2013
12:33
-A +A

En Huimilpan, cinco de cada 10 jóvenes que cursan secundaria han externado su anhelo de ir a laborar a Estados Unidos.

“Alrededor del 50% de los jóvenes muestran sus deseos por irse a Estados Unidos”, comentó el diputado representante de esta demarcación, Rosendo Anaya Aguilar.

Precisó que en las visitas que se realizan a las escuelas semanalmente se han percatado de esta expectativa de los jóvenes.

El legislador presidente de la comisión de Asuntos Indígenas comentó que este fenómeno de migración se sigue viviendo en esta demarcación debido a que hay muchas familias que ya radican en el vecino país del norte y los jóvenes desean alcanzarlos.

Dijo que a pesar de los riesgos a los que se exponen, está sigue siendo una buena opción para los jóvenes que en muchas ocasiones tienen la inquietud de ir en busca de mejores oportunidades de empleo e ingresos.

Es por esto que el legislador panista dijo que se busca fortalecer el programa 3 por 1 para migrantes, con el cual los propios queretanos residentes en Estados Unidos pueden ayudar a sus familias que aún viven en México.

De igual forma, la alcaldesa de Huimilpan, María García Pérez, ha comentado que este municipio está buscando bajar recursos de este programa ya que desde hace tres años se ha desaprovechado esta oportunidad.

“Este programa no se aplicó en la administración pasada, se aplicó de 2006-2009. Se hicieron clubes pero no se le dio seguimiento por eso ahora queremos retomarla”, dijo.

El programa

El programa 3 por 1 para migrantes apoya las iniciativas de los mexicanos que viven en el exterior y les brinda la oportunidad de canalizar recursos a México, en obras de impacto social que benefician a sus comunidades de origen.

Funciona con las aportaciones de clubes o federaciones de migrantes radicados en el extranjero. Por lo que por cada peso que aportan los migrantes, los gobiernos federal, estatal y municipal ponen 3 pesos; por eso se llama 3 por 1.

La población objetivo del programa son las personas que habitan en las comunidades de origen u otras localidades que los migrantes decidan apoyar por sus condiciones de rezago en materia de infraestructura, servicios comunitarios, así como por las necesidades vinculadas con la actividad económica.