Opinión. De esa constante llamada impunidad

“La ENVIPE revela que la cifra negra de delitos en Querétaro es de 92.6%”

Opinión. De esa constante llamada impunidad
Foto: Archivo
Opinión 25/09/2021 07:49 Fernando Paniagua Actualizada 10:41

En México la justicia o no se conoce, o de plano no existe. La impunidad en este país es la constante, no la excepción, según se desprende de la más reciente Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (ENVIPE) que elabora el Inegi.

Como sociedad, tenemos mucho que hacer todavía, exigir resultados a la autoridad que, cuando está en campaña promete ‘las perlas de la Virgen’, pero cuando llega al poder, se sienta en sus reales y comienza a ‘patear el bote’. Es real, no lo estoy inventando. En México no hay justicia.

La ENVIPE revela la magnitud de la impunidad en México y nos informa que, en 2020, hubo 21 millones 200 mil personas víctimas de un delito, de las cuales apenas el 10.1% presentó denuncia y de esos casos que llegaron a la autoridad como denuncias sólo en 66.9% se inició una carpeta de investigación por parte del ministerio público.

En los casos donde se inició la carpeta de investigación, en 48% de las ocasiones no pasó nada, 27% está en trámite y únicamente en el 5.9% de las investigaciones iniciadas se recuperaron bienes de las víctimas; lo que representa que sólo en el 1.2% del total de delitos cometidos hubo recuperación de bienes, consignación del delincuente o reparación del daño para la víctima.

De acuerdo con la encuesta del Inegi, si un queretano sufre un robo, en el 98.8% de los casos no pasará nada. En la mayoría de los casos porque ni siquiera se denuncia; aún con denuncia es poco probable que la justicia logre resarcir a la víctima.

La ENVIPE revela que la cifra negra de delitos en Querétaro es de 92.6%, además de que en el 30.1% de los hogares queretanos hay una víctima de delito.

Según la medición, en el estado, las víctimas deciden no denunciar por miedo al agresor, por considerar que se trata de un delito de poca importancia, por no contar con pruebas o por considerar que acudir a denunciar es una pérdida de tiempo, entre otras razones.

Además, del 10.1% de delitos que sí fueron denunciados en 3 de cada 10 ocasiones no se inició una carpeta de investigación y, entre los delitos donde sí se inició una carpeta de investigación en 48.4% de los casos no ocurrió nada, en tanto que, en 27 de cada cien ocasiones, la investigación está ‘en trámite’. No hay resolución. Hay impunidad y no hay resultados para las víctimas del delito.

El último párrafo. Hoy 25 de septiembre concluye formalmente el periodo de la 59 Legislatura local y con él un periodo gris en materia legislativa. Se levantarán el cuello diciendo que la quincuagésima novena legislatura fue la que aprobó los matrimonios igualitarios y sí, pero omitirán que lo hicieron al cuarto para las doce, con prisas y presionados por una resolución de la corte que los podría haber llevado a enfrentar un juicio por desacato. Por eso lo hicieron. No, lo hicieron por ellos y para ellos, lo hicieron bajo una perspectiva ególatra.

 

Comentarios