Recorre la ciudad de Querétaro a bordo de un auto de principios del Siglo XX | Querétaro

Recorre la ciudad de Querétaro a bordo de un auto de principios del Siglo XX

A bordo de vehículos Ford de 1908, Nancy Judith ofrece tours por la capital queretana

Recorre la ciudad de Querétaro a bordo de un auto de principios del Siglo XX Foto: Mitzi Olvera

Nuestras Historias 18/11/2022 08:27 Francisco Flores Actualizada 08:27

Las majestuosas casonas y los históricos monumentos de Querétaro se abrazan en el tiempo para ser la escenografía perfecta de una imagen de principios del Siglo XX, misma que se ve coronada cuando a la par se observan vehículos de aquella época, tal como el  Ford modelo T 1908 que aquel entonces daba elegancia y poderío social a quienes lo usaban. 

Estos vehículos, en pleno Siglo XXI, vuelven aparecer por las angostas calles del Centro Histórico de Querétaro y son una replica de aquellos que se usaron el siglo pasado.

Estos vehículos no utilizan gasolina, sino que tienen adaptada una batería, la cual se recarga cada seis horas, “eso los hace unos vehículos eléctricos”.

Estas vistosas y elegantes unidades son utilizadas para darle un servicio a los turistas que visitan el Acueducto de Querétaro, la Estación del Ferrocarril y el Cerro de las Campanas, sitio que escribió con letras de oro su lugar en la historia nacional, por ser el lugar en donde las tropas juaristas fusilaron a Maximiliano de Habsburgo

Cuando una persona se sube a una unidad de este tipo es recibido por un “Anfitrión Turístico”, tal como se le conoce a quien maneja la unidad y también ofrece la explicación histórica.

Al producto turístico que se conoce como “Diligencias”  —son los coches— a los usuarios o clientes se les platica de los sitios históricos que se visitan en el primer cuadro de la ciudad de Querétaro.

Nancy Judith Uresti Maldonado es “Anfitriona Turística” desde hace 11 meses, y refiere que el recorrido que se les ofrece a los visitantes dura una hora en promedio.

La salida del recorrido turístico explica es de la calle 16 de Septiembre  Poniente, Centro, casi frente a la Cineteca Rosalío Solano y a media cuadra del Jardín Guerrero, “y se hacen descensos cuando llegamos a la estación del ferrocarril, también en el Cerro de las Campanas y en el Mirador de Querétaro, donde se aprecian Los Arcos”.

Son tres circuitos los que se ofrecen en este servicio que se compone por 20 unidades, explica, y se cobra 200 pesos a cada persona, “aunque las personas de la tercera edad, niños y estudiantes tienen un descuento de 60 pesos, es decir pagan 140 pesos”. El primero de los tres circuitos se llama “lenguas y campanas”, en donde se explica cual fue lo que aportó el hecho de la Conspiración a la Independencia de México y también tocamos un poco lo que se dio en la ciudad durante El Porfiriato”. 

El segundo recorrido se llama “Adiós mamá Carlota”, motivo por el cual se visita el Cerro de Las Campanas, ahí se habla de la Caída del Segundo Imperio.

El tercer circuito, refiere, se habla de algo que se llama “Un Tesoro convertido en Agua”, ahí se habla de la parte del virreinato durante el periodo y ahí “la parte importante es la leyenda del Acueducto de Querétaro”.

Refiere que son pequeños vehículos que circulan, máximo a 28 kilómetros por hora, “son réplicas de un Ford T 1908, es un coche automático y eléctrico, se utiliza una batería que se recarga cada 80 kilómetros, pero la recarga puede durar menos o también más, depende del número de personas que se trasladen y si se circula por alguna pendiente. Por lo regular cada batería se le deja cargar seis horas y se hace después de cinco recorridos”.

“Para poder manejarlo me dieron una capacitación y adicional a ello nos dan cursos para conocer los principales hechos y leyendas de Querétaro, tal como se les capacita a los guías turísticos, un historiador nos capacita, pero también hay compañeros que están estudiando historia”.

Este tour, explica, surgió después de la pandemia como una alternativa frente al tranvía turístico, con el fin de llevar a cabo recorridos más personalizados. “Con estos coches parece como que regresamos a 1908, aproximadamente: se dice mucho que estos vehículos eran los que más circulaban por nuestras calles”.

Este proyecto, refiere, inició el pasado 25 de diciembre, “estamos por cumplir un año, yo estoy desde el principio y para mí es un trabajo muy divertido, porque se conoce de todo, se conocen muchas personas, a las cuales se les quita el estrés con el recorrido”.

Temas Relacionados
autos Siglo XX Querétaro recorridos

Comentarios