El Covid frenó su empleo y a su equipo de futbol

Al no haber reuniones, Rodrigo pausó la renta de mobiliario para fiestas
El Covid frenó su empleo y a su equipo de futbol
Foto: Demian Chávez
23/07/2020
04:34
Danaý Martínez
-A +A

Rodrigo Campos Sánchez, fundador de Coyotes de Querétaro, equipo de futbol para personas con discapacidad, se ha quedado sin la posibilidad de generar ingresos debido a la pandemia por coronavirus.

Desde hace 20 años tiene un negocio de renta de sillas y mesas para fiestas y, desde hace un par de años, comenzó a manejar un auto ejecutivo; ambos negocios se encuentran detenidos lo que lo ha metido en una debacle económica muy seria.

La renta de mobiliario para fiestas era uno de los negocios que más prometían a quienes se dedicaban a esto, al prohibirse las reuniones, los microempresarios han perdido la fuente de ingresos.

“Tengo un negocio de alquiler de sillas y mesas, rentamos mobiliario para fiestas, eso se quedó muerto por lo mismo de que no hay eventos, era mi entrada principal con lo que sostengo a mi familia, el otro que tenía era un coche ejecutivo con el que daba servicio a familiares y a amigos. Gracias a Dios teníamos algo guardado, pero ya se está acabando el recurso y han sido tiempos difíciles”, mencionó.

El manejo de autos ejecutivos es una de las formas más comunes de generar ganancias económicas en los últimos años. Rodrigo apostó por esta forma de trabajo, aunque no lo hace a través de una aplicación, sino que lo desarrolló entre gente cercana a él.

Llevar a niños a sus escuelas era una de sus principales formas de ganar dinero pero, ante la falta de movimiento en las escuelas, Rodrigo tuvo que detener. Lo más duro es el financiamiento del coche que debe pagar mensualmente.

“Lo saqué a crédito y eso no nos lo perdonan, entonces lo poco que tenemos guardado se ha ido en pagar deudas y comida ”, aseguró.

Proyectos truncados.

Con experiencia en el futbol y en el ámbito deportivo, Rodrigo Campos también ha participado en diversos proyectos con los diferentes gobiernos queretanos.

El último fue otorgar clases de futbol a un grupo de niños con discapacidad de las instituciones Helen Keller y Centro de Atención Múltiple, este proyecto de deporte adaptado fue lanzado por el gobierno de Luis Nava y estaba firmado para llevarse a cabo durante todo el 2020, sin embargo, la pandemia obligó a detener las actividades en el segundo mes y Rodrigo, junto con otros entrenadores que también fueron contratados, no recibió el pago de ese segundo mes, pese a haber realizado sus actividades correspondientes.

“Me frenaron un pago que teníamos en municipio, estaba contratado por fuera, me quedaron a deber una mensualidad que ahorita nos caería de lujo. Tenemos que sobrellevar esto, gastando lo justo y tratando de no darnos gustos, (sólo) lo más indispensable”, dijo.

Parakarate, futbol, voleibol, basquetbol y natación fueron los deportes que forman parte de este proyecto, en total 5 entrenadores y un coordinador de proyecto se vieron afectados.

“Nosotros no sabíamos que estábamos contratados por fuera, pensamos que era directamente con gobierno municipal, pero estábamos por outsourcing, tenemos el proceso, metimos una solicitud para que se pague lo que se trabajó, porque es un proyecto que se autorizó y, hasta donde sé, cuando un proyecto se autoriza es porque ya hay recurso, nosotros íbamos a trabajar por un año con niños con discapacidad”, sentenció.

Coyotes se tambalea.

Desde hace 7 años, Campos fundó el equipo de futbol de personas amputadas: Coyotes de Querétaro, proyecto que se ha mantenido por el recurso que sale del bolsillo de su fundador y de los 25 jugadores que participan actualmente.

La temporada 2020 finalizó en la tercera jornada, originalmente debía terminar en julio de este año pero la pandemia por Covid-19 arrasó con todo y no dejó espacio ni para una “cascarita”. Al término de este torneo se comenzaría con las visorias para conformar la selección mexicana de cara a la Copa América, evento que también sigue en duda por el coronavirus.

El proyecto que surgió como una intención de acercar a las personas con discapacidad al deporte para darles una segunda oportunidad en sus vidas y que ha logrado mantenerse con apoyo de la comunidad podría tambalearse debido a la pandemia.

“Este torneo, en especial, se complicaron los apoyos, siempre lo hemos padecido porque no reconocen al futbol de amputados como una disciplina, Conade no destina recursos para nosotros. Se nos ha vuelto muy complicado mantener esto y ahora, con el coronavirus, podría ser peor”, lamentó.

Comentarios