30 / julio / 2021 | 05:12 hrs.

Así se convocan y se forman a los nuevos bomberos

En el marco del reclutamiento de miembros, la agrupación pide en los aspirantes vocación de servicio para atender las necesidades de su capacitación y así cubrir las demandas sociales

Así se convocan y se forman a los nuevos bomberos
Fotos: Martín Escamilla
Nuestras Historias 22/06/2021 06:17 Domingo Valdez Actualizada 12:24

Rubén Rubio, del Instituto de Capacitación e Inspección de los Bomberos de Querétaro, señala que aunque siempre hay interés por los ciudadanos para incorporarse a las filas del cuerpo, cuando conocen los requisitos y la capacitación que deben de recibir, muchos de desalientan, pero quienes se quedan saben que formarán parte de un grupo muy querido por la sociedad.

También es bombero de línea de un grupo Squad, combinación de motobomba con equipo de rescate, por lo que puede combatir incendios y rescates especializados. Sus unidades son más especializadas y con mayor equipo.

Apunta que a la estación de Bomberos de Zaragoza siempre se acerca mucha gente para preguntar cómo ingresar al cuerpo de bomberos.

“Mucha gente sí tiene la curiosidad de ser bombero, pero al momento que les explicas cómo es la preparación, pierden el interés. Por lo regular tenemos muchos chavos que se interesan, cuyas edades van de los 17 a los 25 años”, sostiene.

En el caso de las mujeres, tienen un interés menor, aunque sí hay chicas que hacen la academia. En este momento, dice, siete mujeres llevan a cabo el curso, contra nueve hombres que realizan junto ellas la academia. A la convocatoria general responde un 30% de mujeres.

Rubén señala que la convocatoria para ser bombero se lanzó hace dos semanas. La academia tiene una duración de dos años, dividido en dos módulos; el primero es Técnico en Atención Prehospitalaria, que se complementa con 180 horas, donde se ve todo lo relacionado con primeros auxilios, además de hacer una rotación en ambulancias hasta completar 72 horas.

Una vez que se cumple esto, a los aspirantes a bomberos se les hace un examen, para pasar el módulo de bomberos como tal, que son 430 horas de capacitación, de enero a agosto, y una vez que se aprueba, se hace otro examen para poder llamarse bombero. Las dos etapas se llevan a cabo en un año.

“Una vez que pasas este examen no pasas a ser bombero. Eres bombero probatorio. El bombero probatorio es una etapa donde tú vas a estaciones, cubres cada una de las seis estaciones que te asignen de Bomberos Querétaro, sales a emergencia y lo que es reafirmar los conocimientos que adquiriste en las prácticas y en la academia. Ahí se fortalecen los conocimientos saliendo a emergencias reales”, subraya Rubén.

Tras cumplir con las 500 horas de bombero probatorio se es bombero de línea, eligiendo cada uno de ellos si quieren bomberos voluntarios o remunerados. El proceso en general dura dos años, apunta.

El proceso no es sólo para hombres. Está diseñado para que mujeres que muestren interés en formar parte del cuerpo de bomberos también participen en la academia.

Los interesados deben de tener entre 18 a 35 años de edad. En caso de que haya un interesado de 17 años y que esté por cumplir los 18, debe llevar una carta responsiva de sus padres. Se pide, además, una escolaridad mínima de bachillerato, así como un buen estado físico.

Una parte importante es que tengan licencia de conducir, de preferencia tipo B, aunque con la tipo A es suficiente. De la misma manera, necesitan una carta de antecedentes no penales y un certificado médico con su tipo de sangre.

Las capacitaciones se hacen muchas veces en línea, aún antes de la emergencia sanitaria por el Covid-19. Una parte importante es contar con disponibilidad de horario. El costo de la inscripción es de 800 pesos y se pagan 600 pesos mensuales.

El 28 de junio se hará la selección de la primera etapa con los documentos de quienes se inscribieron. Ese día se darán los resultados de quienes pasarán a la primera etapa y al examen físico que se llevará a cabo 3 y 4 de julio, siendo un examen físico, donde se les pide que corran dos kilómetros y medio en menos de 13 minutos.

Además de la buena condición física, se debe de pasar un examen psicométrico, donde se les hace una evaluación, a través de una entrevista presencial con preguntas más personales.

“Es parte importante que tengan vocación de servicio, pero yo le diría que tengan más actitud de servicio. Es muy importante que tengan esa disposición en este trabajo, pues es muy dado que tienes que tratar con personas que no están en una situación muy favorable en la intervención que estás teniendo con ellos”, afirma.

“Es muy importante la actitud de servicio, pero también en la actitud que tengas una buena templanza, para no contagiarte de la escena. Buscamos eso, que tengan actitud de servicio, que sea una persona de templanza y otra parte que sean muy activos”, añade.

Precisa que el año pasado toda la convocatoria y las clases fueron en línea. Para las actividades que requerían de la presencia de los aspirantes a bomberos se les citaba en grupos reducidos, por ejemplo, para las prácticas de los temas que habían visto entre semana.

Ya con el Escenario A, las prácticas serán con más cadetes presentes.

Comentarios