Instalación de pantallas evita uso de paradas Dubái | Querétaro

Instalación de pantallas evita uso de paradas Dubái

Hay complicaciones técnicas para colocar el equipo, señala Nava Guerrero

Instalación de pantallas evita uso de paradas Dubái

Instalación de pantallas evita uso de paradas Dubái

Metrópoli 18/01/2019 06:19 Montserrat Márquez Actualizada 07:55

El retraso en la operatividad de las paradas de alta densidad tipo Dubái se debe a que hay complicaciones técnicas para instalar las pantallas en el interior, en donde se tiene previsto informar los horarios y rutas del transporte público urbano, informó Luis Nava Guerrero, presidente municipal de Querétaro.

“Es lo que se está tratando de desarrollar para que se preste un servicio adecuado a todos los usuarios, que tecnológicamente sea posible la interconexión con la posición del camión y qué ruta es”, dijo.

La empresa que tiene la concesión de estas paradas, dijo, es la encargada de implementar este sistema de pantallas informativas; no es algo que corresponda al gobierno municipal de Querétaro, ni al Instituto Queretano del Transporte (IQT).

El alcalde manifestó que una vez resuelto este problema técnico, y que cada una de las paradas tenga instaladas estas pantallas, es cuando se podría dar una fecha de prueba y poner un límite para su total funcionamiento.

Durante el gobierno municipal anterior fueron comprometidas 13 infraestructuras de este tipo; sin embargo, sólo fueron construidas ocho, mismas que no están en funciones, e incluso han sido vandalizadas por la falta de vigilancia.

Una inversión de 5 millones de pesos al año, aproximadamente, es lo que se tiene que aplicar en el mantenimiento de las paradas tipo Dubái.

La inversión para estas paradas superó los 33 millones de pesos; algunas están localizadas en avenida 5 de Febrero esquina con Zaragoza, una más frente al corporativo Santander, en la zona industrial Benito Juárez; otra más en avenida 5 de Febrero, en la entrada a la colonia Obrera; en la colonia Campo Militar, en Zaragoza, Tecnológico, y en Cerrito Colorado.

El tiempo de construcción de estas infraestructuras se prolongó durante siete meses, y fue de las últimas obras que inauguró el ex alcalde, Marcos Aguilar Vega.

Al momento, estas paradas de camión todavía no cumplen el objetivo para el que fueron construidas, que es dar mayor comodidad a los usuarios mientras esperan el autobús, además de estar equipadas con internet inalámbrico gratuito, videovigilancia, aire lavado, elementos de apoyo para personas con discapacidad y de la tercera edad, así como pantallas informativas.

Otra de las paradas de camión que aún están pendientes de construir es la de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ), la cual se iba a edificar durante la administración municipal anterior, pero no se concretó por desacuerdos del funcionamiento y mantenimiento de la misma entre la rectora Teresa García Gasca, y el ex edil capitalino, Marcos Aguilar.

 

 

bft

Comentarios