25 / junio / 2021 | 04:06 hrs.

¡Arde Cerrito Colorado!

Metrópoli 29/07/2014 18:16 Actualizada 18:40

Cuatro personas hospitalizadas, seis viviendas con daños de consideración y cinco vehículos consumidos por el fuego, fue el saldo que dejó la deflagración o “flamazo”, originado en la calle Choles en el Cerrito Colorado al norte de la capital, luego de que una pipa con 5 mil 800 litros de gas LP, fugara su peligrosa carga, tras la ruptura de una válvula cuando el operador provocó que la parte baja de su unidad golpeara contra un tope.

Tras el flamazo que se originó cerca del mediodía de hoy, los lesionados fueron auxiliados por demás vecinos y testigos del siniestro, por lo que derivado de sus lesiones, tuvieron que ser atendidos por paramédicos y trasladados de urgencia a diferentes hospitales en la capital del estado de Querétaro.

De igual forma, elementos de bomberos de Querétaro y del municipio de El Marqués, lograron sofocar las llamas que consumieron los vehículos y las viviendas afectadas, así como de manera conjunta con expertos de la Unidad Municipal y Estatal de Protección Civil, controlaron la situación de la pipa protagonista del hecho.

Por su parte, uniformados de la Policía Municipal y Estatal, apoyaron con la evacuación de los habitantes cercanos al punto de riesgo y se encargaron de acordonar la zona marcada que abarcó unos 150 metros a la redonda.

De acuerdo a la misma versión de autoridades oficiales, el siniestro pudo haberse derivado de un posible descuido por parte del operador de la unidad tipo pipa con capacidad para 8 mil litros de gas, y propiedad de la empresa “Gas Express Nieto”, el cual junto con su compañero fueron puestos a disposición del Ministerio Público hasta que deslinden responsabilidades.

En el lugar se mencionó que todo surgió minutos antes del mediodía, cuando el chofer y su acompañante circulaban sobre la calle Choles, pero al intentar dar vuelta en la calle Inés, la unidad golpeó con la parte inferior un tope, lo que provocó una afectación en una válvula, derivando en una veloz fuga de gas que se acumuló y derivado de las altas temperaturas,  terminó por estallar.

El “flamazo”, alcanzó de inmediato a personas cercanas al lugar y a algunas que se encontraban dentro de la clínica médica Río de la Luz, además de cuatro automóviles estacionados fuera de este lugar, y una casa cercana.