Un paraíso natural con dos mil hectáreas | Querétaro

Un paraíso natural con dos mil hectáreas

Metrópoli 02/02/2015 00:10 Actualizada 07:45

E l cerro El Cimatario, decretado Parque Nacional por el Sistema de Áreas Naturales Protegidas el 21 de Julio de 1981, ocupa una superficie de 2 mil 477 hectáreas, que abarca tres municipios: Querétaro, Huimilpan y Corregidora.

Dentro del Parque Nacional El Cimatario la fauna está catalogada en tres diversas categorías de convivencia.

Las aves, mamíferos y reptiles considerados en la Norma Ambiental 059 se describen como especies libres. Entre los animales que forman parte de este apartado se encuentran el lince, la tuza queretana, conejos, venados, zorras plateadas y rojas y coyotes.

Además, las especies en confinamiento que se necesitan reproducir en cautiverio (como el venados de la especie texana) y el tercer apartado son las especies mexicanas que tienen algún riesgo y que necesitan incrementar su población en la zona.

En tanto que la vegetación del parque está constituida por agrupaciones vegetales de fisonomía arbustiva característica de las zonas áridas y semiáridas. Este tipo de flora presenta ramificaciones desde la base del tallo, cerca de la superficie del suelo y con altura variable, pero casi siempre inferior a cuatro metros. Se distribuye en toda la superficie de la reserva.

Hay recorridos programados para conocer El Cimatorio. Una buena oportunidad de convivir con la naturaleza y rodearse de los hermosos paisajes e interactuar con la fauna que existe en el lugar. Visitas que son gratuitas, sin embargo se recomienda llevar un donativo para los animales decomisados y en resguardo, como frutas y semillas (girasol, maíz quebrado, alpiste).

Una gran reserva natural donde existen uno o varios ecosistemas que no han sido alterados por la explotación y ocupación humana, donde las especies vegetales y animales, lugares y hábitats territoriales son de interés científico y educativo, así como el plano recreativo, aunados a inmejorables paisajes, inolvidables para el visitante. Aunque se le considera localmente como ‘cerro’, la superficie es en realidad un volcán extinto y punto de referencia del Querétaro antiguo.

En la historia también tiene su lugar este escenario, pues fue el sitio donde se libró la batalla conocida como ‘Los 30 contra los 400’, donde el grupo minoritario perteneciente al Ejército Trigarante obtuvo el triunfo sobre las tropas mayoritarias del Ejército Virreinal, un hecho significativo para la Independencia del país.

Temas Relacionados
un paraíso natural con dos mi hectáreas