23 / junio / 2021 | 12:37 hrs.

Ganar sin dopaje es imposible: Lance

Deportes 29/06/2013 00:32 Actualizada 10:56

[email protected]

PARÍS.— El estadounidense Lance Armstrong sacudió la víspera de la edición número 100 del Tour de Francia, al asegurar que es prácticamente imposible ganar la ronda gala sin recurrir al dopaje.

Desterrado de por vida de cualquier competencia, el que fuera siete veces ganador del Tour se retractó poco después de que el diario Le Monde publicara ayer la entrevista con esas polémicas declaraciones.

Armstrong aseguró referirse a la época a la que él corría, no al ciclismo actual. “¿Hoy en día? Ni idea, espero que sea posible” , escribió en su cuenta de Twitter el ex ciclista.

El estadounidense habló de técnicas de dopaje, aseguró que sospecha de la intromisión de “grandes clubes de futbol” en la sentencia de la Operación Puerto y pidió un cambio en la silla de mando de la Unión Ciclista Internacional (UCI).

“Yo no inventé el dopaje. Y tampoco terminó conmigo. Yo simplemente formé parte en el sistema” , dijo Armstrong, de 41 años, quien en enero admitió haberse dopado para conquistar los siete Tour de France (1999-2005), títulos que le fueron retirados tras su confesión.

El texano aseguró que la EPO (eritropoyetina), una sustancia a la que recurrió en su época en activo, es utilizada por atletas de tienen que recorrer largas distancias. “La EPO no ayuda realmente a un sprinter de 100 metros, pero sí a un corredor de 10 mil metros” .

El ex corredor señaló que nunca temió a un control antidopaje. “Nuestro sistema no tenía riesgos” , dijo Lance, quien aseguró sentirse aún como el ciclista con más suéteres amarillos de la historia.

“Las aduanas y la policía realmente me causaban más miedo”, añadió Armstrong, que dedica ahora su tiempo a jugar al golf, divertirse con sus cinco hijos y montar en bicicleta casi cuatro horas diarias.

“Es como tomar una terapia y te libera mucho la cabeza” , señaló el ex ciclista, quien podría recibir aún una pena de prisión.

Sin embargo, el texano tiene el mismo miedo a la cárcel que a los controles antidopaje en su época de ciclista. “No” , fue su respuesta rotunda cuando Le Monde le preguntó si temía una pena de cárcel.

Lance sospecha que hay “grandes clubes de futbol” implicados en la Operación Puerto, una redada antidopaje en España cuyo juicio terminó exigiendo la destrucción de las más de 200 bolsas de sangre incautadas al polémico médico Eufemiano Fuentes.

“Estoy seguro de que grandes clubes influyeron en la decisión” .

A pesar de su amistad con el presidente de la UCI, Pat McQuaid, el estadounidense pidió un cambió en la dirección del ente mundial.

“Creo que el ciclismo necesita un nuevo líder para recuperar la credibilidad. Mientras [McQuaid] esté en la dirección eso no cambiará”.

Sus palabras fueron el tema del día en Córcega, donde hoy arranca la edición centenaria del Tour.

McQuaid negó “categóricamente” en un comunicado que las declaraciones del estadounidense Lance Armstrong sean ciertas, y añadió que “no ayudan al ciclismo”.

“Es muy triste que Lance Armstrong haya decidido hacer estas declaraciones en el 100 aniversario del Tour de Francia. La historia demostrará que todo fue sólo una salida de la USADA para armar jaleo”, dijo McQuaid.