Posponen audiencia del ´Vasco’ Aguirre

25/02/2015
01:40
-A +A

Madrid.— Se la hacen larga a Javier Aguirre.

La juez de instrucción del caso por amaño del Levante-Zaragoza de la temporada 2010-11, Isabel Rodríguez, ha decidido suspender las primeras fechas previstas para las declaraciones de los imputados.

Lo ha hecho al no haberse personado hasta la fecha todos los imputados. Ha suspendido, por tanto, las citas de los días 25 y 27 de febrero, 2 y 5 de marzo, según publica el diario deportivo español Marca.

Las nuevas fechas previstas para las declaraciones de los imputados pasan a ser:

27 de marzo: Francisco José Checa, Agapito Iglesias, Antonio Prieto y el director técnico mexicano, Javier Aguirre Onaindia.

27 de abril: Ander Herrera, Braulio y Carlos Diogo.

4 de mayo: Gabi y Jorge López.

6 de mayo: Leo Franco, Lanzaro, Doblas y Paulo da Silva.

A pesar de todo, no se descartan nuevos cambios, mientras no se oficialicen todas las citaciones formales para declarar de los 41 imputados. Muchas de las direcciones que tienen de los mismos se encuentran desactualizadas.

En diciembre pasado, el ‘Vasco’ fue oficialmente incluido en la acusación de amaño de partidos.

La Fiscalía Anticorrupción presentó la demanda en un tribunal de la ciudad de Valencia, tras investigar el juego donde el Real Zaragoza venció 2-1 al Levante, siendo el mexicano, director técnico de los Maños.

La Fiscalía alegó en ese momento que todos los jugadores del Levante recibieron un total 1.2 millones de dólares para dejarse ganar el partido.

La investigación fue más a fondo al rastrearse de dónde había salido supuestamente todo ese dinero.

El Zaragoza, según apuntan las indagaciones del fiscal, realizó transferencias bancarias a sus jugadores y funcionarios, incluido Aguirre. Éstos sacaron el dinero de sus cuentas y se lo pasaron a los futbolistas rivales.

Las sospechas sobre arreglos de juegos de futbol siempre ha rondado al futbol español. El ex presidente del Deportivo La Coruña, Augusto César Lendoiro, sugirió en mayo de 2014 que los amaños están muy extendidos en la Liga española.

El documento oficial presentado por el fiscal, detalla lo siguiente: “El Real Zaragoza S.A.D. se encontraba clasificado en el puesto 18, con 42 puntos, por lo que debía ganar su último partido para obtener los tres puntos necesarios y evitar así el descenso de categoría y el consiguiente perjuicio deportivo y económico. Para ello, el presidente del consejo de administración del Real Zaragoza S.A.D., Agapito Carmelo Iglesias García y los consejeros Francisco Javier Porquera y Francisco José Checa González acordaron con el director deportivo del club, Antonio Prieto Martínez, el entrenador Javier Aguirre Onaindia y los capitanes del equipo Gabriel Fernández Arenas, Leonardo Daniel Ponzio y Jorge López Montaña en representación y con la anuencia del resto de los jugadores, amañar este último partido, que debía disputarse el día 21 de mayo de 2011 en Valencia contra el Levante Unión Deportiva, S.A.D. equipo que tras la disputa de la jornada 37, con 45 puntos y situado en el puesto 12 de la clasificación, había salvado ya matemáticamente la categoría y eludido el descenso. A tal fin se estableció que se entregarían 965 mil euros a los jugadores del Levante, a cambio de que éstos permitieran al conjunto zaragocista ganar el partido”.

El documento explica cómo se dividió el dinero. “En ejecución de este acuerdo, los días 17 y 19 de mayo de 2011 el consejero del Real Zaragoza S.A.D. y director financiero del club, Francisco Javier Porquera Pérez, ordenó transferir de la cuenta del Real Zaragoza S.A.D. número 0128-5532-16-0100000063 de la oficina nº 5532 de BANKINTER sita en la calle Oquendo, 23 de Boadilla del Monte (Madrid) las siguientes cantidades a las correspondientes cuentas de Antonio Prieto Martínez, Javier Aguirre Onaindia y de los nueve jugadores del Real Zaragoza...”.

Jesús Martínez, presidente del Pachuca, buen amigo de Aguirre, explicó que al ‘Vasco’, sí le fue depositada esa cantidad, pero al no saber para qué se utilizaría, el mismo Javier la entregó de vuelta a los directivos del Real Zaragoza, deslindándose de cualquier supuesto amaño.