Tiempo de alianzas

Carlos Velázquez

Conforme las elecciones se tornaron competidas y competitivas, la necesidad de hacer uso del recurso que permite la ley electoral para conformar coaliciones, cada vez fue más común. A nivel nacional, en términos generales existen 3 grandes fuerzas políticas, sin embargo, en el ámbito local, el fenómeno de las alianzas se ha presentado con sus respectivos matices, dada la poca fuerza política de los partidos minoritarios, entre los que se incluye al PRD.

En tal sentido, recientemente hemos observado la decisión de los partidos políticos nacionales PRI, PAN y PRD de conformar una alianza electoral. Este es un tema que no debe desconcertarnos, ya que, si bien pareciese cuestionable por la historia que en algún momento representaron, para nadie es ajeno que el PRI y el PAN se habían aliado para frenar a la izquierda (1988, 1994, 2006), o bien, para sacar avante programas de gobierno, como en su momento lo fue el llamado pacto por México (2013).

Aludir a la reprochabilidad del PRIAN en función de su incompatibilidad de ideología, es una vacilada, pues ambos partidos son compatibles en intereses. Lo mismo sucede con la cuestionada alianza Morena-PVEM, éste último siendo todo, menos verde. Desde hace décadas los partidos políticos en México, todos, se han limitado a ser maquinarias electorales que solo se activan en tiempos de elecciones.

Lo interesante del asunto es que, para el caso de la entidad queretana, al parecer las alianzas no permearán como acontece a nivel nacional, situación que parece tener sin cuidado al partido gobernante, ya que, dados sus últimos 2 resultados electorales, por sí mismo puede asegurarse la cifra de los 400 mil votos necesarios para ganar la gubernatura.

Me permito recordar algunos resultados electorales para el proceso 2015, en el cual el PAN ganó con poco más de 379 mil votos, mientras que su formula ganadora para el Senado de la República en 2018 obtuvo con la alianza PRD y MC poco más de 389 mil votos. Por otro lado, la contraparte (Morena), que en esta ocasión disputará la casa de la Corregidora, en el 2015 obtuvo sin alianzas por ser un partido nuevo en aquel entonces, la modesta cifra de 45 mil votos, tres años más tarde, obtendría, más de 354 mil votos, casi 70 mil votos menos de los que obtuvo el Presidente de la República para Querétaro. 

Si todo se mantiene constante y nada cambia, en la boleta electoral de 2021 tendremos 10 opciones: PAN, Morena-PT, PRI, PRD, MC, PVEM, PES, QI, FSM y RSP, pero solamente 2 alternativas, la de la alternancia representada por Morena, y la de la continuidad, personificada por el PAN y toda su amplia gama de aliados.     

Comentarios