La justicia que no llega | Querétaro

La justicia que no llega

Maricruz Ocampo Guerrero

Ella despertó sin poder respirar. Llevó las manos a su cara y se dio cuenta que su cabeza estaba envuelta en plástico negro que lo oscurecía todo. Cómo pudo rompió la bolsa la asfixiaba y enfocó su mirada en la cara de su agresor: el padre de su hijo, era quien intentaba asesinarla. Afortunadamente logró escapar y consiguió lo que la gran mayoría de las mujeres que sobreviven nunca logran, que su caso sea tipificado como feminicidio en grado de tentativa.

De acuerdo con especialistas consultadas por Gloria Piña, para su reportaje "Las sobrevivientes, olvidadas de la justicia", millones de casos que debieron ser tipificados como tentativa de feminicidio no lo fueron por falta aplicación de la perspectiva de género en las investigaciones penales. 

De acuerdo con la periodista de los "1.7 millones de actos de extrema violencia cometidos contra las mujeres en un periodo de ocho años, únicamente en el 0.004 por ciento de los casos se obtuvo una calificación como un intento de feminicidio." Esto es desafortunadamente cierto. La mayoría de las fiscalías omiten abrir las carpetas de investigación por el delito de feminicidio en grado de tentativa y en su lugar emplean los tipos penales de lesiones dolosas o violencia familiar. 

Eso no solo violenta los derechos a la justicia, a la reparación del daño y a la verdad de las mujeres que sufrieron atentados contra sus vidas, también pone en grave riesgo sus vidas, porque el delito de feminicidio en grado de tentativa conlleva prisión preventiva oficiosa, mientras que el delito de lesiones dolosas incluso prevé la posibilidad de la mediación entre el agresor feminicida y su víctima. 

Es evidente que ha habido avances importantes en la procuración de justicia, como la creación de las Fiscalías Especializadas en Feminicidio. Sin embargo, lograr que las autoridades asuman su obligación de dedicar todos los recursos a su alcance para atender de manera contundente la violencia feminicida que afecta a cientos de miles de mujeres mexicanas sigue siendo un enorme reto. 

Por eso la exigencia al Gobernador del Estado para que reconozca las fallas y escasos logros alcanzados en la materia en lo que va de su administración y reemplace a la titular del Instituto Queretano de las Mujeres, con una mujer capaz y preparada, pero sobre todo comprometida con el avance de los derechos humanos de todas las mujeres y la erradicación de la violencia. 

Ya basta de utilizar a los Institutos y Secretarías de las Mujeres para pagar favores políticos, deudas de campaña o dar chamba a sus familiares. Eso causa mucho daño, especialmente a las mujeres que sufren violencia extrema y requieren de atención urgente. 

La justicia mexicana es una justicia que no llega y que le ha fallado a las sobrevivientes de feminicidio. Mujeres que viven en todo momento con el temor de ser asesinadas. Ojalá muy pronto las autoridades atiendan sus casos de manera correcta, para que por fin puedan dormir tranquilas.  

Titular de Aliadas Incidencia 
Estratégica e integrante de la 
Red Nacional de Alertistas. 
Twitter: @mcruzocampo 
FB: maricruz.ocampo

Comentarios