Gran ejemplo, Tiago Volpi | Querétaro

Gran ejemplo, Tiago Volpi

Eduardo Chávez

Que Volpi haya dejado la Liga MX para enrolarse con un grande de Brasil, como Sao Paulo, me dice que tuvo la suficiente madurez para poner en primer plano su carrera futbolística por encima de lo económico.

No es la primera ni la última vez que Gallos Blancos deja ir a sus principales figuras para “reemplazarlos” con jugadores incógnitos de perfil bajo. Volpi será recordado por las gloriosas noches en el Corregidora y por dejar huella en el futbol mexicano. Al aficionado queretano, por su parte, no le queda más que mantener  la esperanza a la promesa de que volverá una vez terminado el año de préstamo.

Personalmente, de niño no comprendía cómo era posible que los futbolistas cambiaran de colores y dejaran atrás a una afición. Ahora con los años, entiendo que el futbol pasa de ser un deporte a un negocio y que los jugadores se van con la mejor oferta de acorde a sus objetivos. 

Que Volpi haya dejado la Liga MX para enrolarse con un grande de Brasil, como Sao Paulo, me dice que tuvo la suficiente madurez para poner en primer plano su carrera futbolística por encima de lo económico. Que se negó a las primas económicas de Querétaro u otros equipos de México, para así poder cumplir sus sueños.

Tiago sabía que en Gallos  nunca iba a ser considerado para la Selección de Brasil, también con el pasar de los torneos, se fue haciendo consciente de la gran dificultad que implica ser campeón de Liga. No hay nada que reclamarle a Volpi, al contrario, la afición albiazul tiene que serle agradecido y entender la decisión personal del brasileño. 

Ahora se presenta como refuerzo de un equipo protagonista en Brasil, un conjunto poderoso tanto en su balompié como en la Copa Libertadores. Volpi vuelve a su país con experiencia, con cartel y en una edad perfecta para ganarse el respeto y admiración no sólo de Brasil, sino del continente. 

Comentarios