Error, la moratoria constitucional | Querétaro

Error, la moratoria constitucional

Guillermo Tamborrel

No tengo duda de que  haber declarado una “moratoria constitucional” por parte de la alianza Va por México compuesta por PAN, PRI, PRD, es un error más de las dirigencias de dichos partidos.

Recordemos que la “moratoria constitucional” implica no debatir y menos votar las iniciativas de reforma constitucional presentadas por el Presidente de la República o por su partido y aliados (Morena, PVEM, PT).

La razón está en que me parece que una iniciativa, cualquiera que sea, sebe ser analizada, debatida y votada considerando sus méritos, su contenido y no por quien la presentó. 

Rechazar automáticamente las iniciativas que presenten el Presidente o sus aliados obedece más a un berrinche que a otra cosa. Por un lado resta legitimidad al reclamo de dichos partidos cuando Morena y sus alfiles rechazan sin discusión —léase análisis público— las propuestas de los legisladores de la alianza, tal y como ocurrió en la aprobación del presupuesto de la Federación. Por otro lado elimina la posibilidad de aprobar propuestas que si pudieran ir en beneficio de las y los mexicanos. También elimina el diálogo político que es indispensable en cualquier democracia. Y desde luego también se presta para que las y los legisladores de la alianza sean señalados una y otra vez no solo como “aviadores de lujo” que cobran sin trabajar sino el de oponerse a los supuestos beneficios que entregarían a la población las iniciativas propuestas por el Presidente, es decir favorecen al discurso populista del Presidente (por ejemplo: Si el Presidente presentara una reforma que efectivamente avanzara en la protección de los derechos humanos la alianza tendría que rechazarla en perjuicio de todos o bien retirar su moratoria. Cualquiera que sea su respuesta favorece el nocivo discurso populista presidencial).

Aclaro que me parece que las iniciativas de reforma constitucional relativas a la denominada reforma política-electoral y a la Guardia Nacional presentadas por el Presidente deben ser rechazadas por su contenido y no porque el Presidente las haya propuesto. Independientemente de que profundice en su momento en el tema de cada iniciativa, adelanto lo siguiente: la primera, la político-electoral elimina la participación de las minorías en el poder legislativo lo que sería un error garrafal y hasta criminal, ya que aniquilaría la democracia en el país. La segunda, la relativa a la Guardia Nacional, también debe ser rechazada porque solo significa legitimar la ya grave militarización de la nación.

Fuente de los Deseos: Ojalá la alianza Va por México rectifique y no rechace debatir y votar las iniciativas presidenciales solo porque las presentó el Presidente. Ojalá que si las rechaza sea por su contenido cuando este sea efectivamente nocivo para el bienestar de las y los mexicanos. 

Exsenador

Comentarios