28/08/2019
02:07
-A +A

Está terminando el mes de agosto y con él las vacaciones de verano en un año que sigue resultando lleno de noticias y novedades en todos los ámbitos. Que si la guerra comercial entre potencias; que si el incendio del pulmón del planeta es o no un tema local; que si el dólar brinca con solo un tweet la barrera de los 20 pesos; que si el país crece o no crece; que si nos resistimos a aprender a mirar un poco más lejos. En fin, pareciera que todas las circunstancias se afanan en mermar nuestro de por sí, desgastado optimismo. 

El único patrimonio sólido que tenemos aún a la mano es el buen humor para hacer frente, con nuestro esfuerzo cotidiano, a la tarea de corretear la chuleta y que nuestros estudiantes se dediquen con esmero a prepararse, para que cuenten en un futuro con las herramientas necesarias para hacer frente a sus propios retos.

Sin embargo, esta hermosa ciudad que aún nos logra cautivar con sus encantos, esconde de repente algunos riesgos ocultos cuando no solemos mirar con mayor atención en nuestro entorno. Así que no perdamos de vista lo que nos rodea cuando transitamos las bellas calles de cantera en este Querétaro nuevo que deseamos conservar.

Comentarios