El INE, un peligro para México

Fernando Islas

Antes de entrar de manera completa al contenido que busco compartir a través del Periódico El Universal Querétaro, quiero externar de manera pública que no concuerdo con la designación de Félix Salgado Macedonio a la gubernatura de Guerrero, independientemente de que pertenezca al partido-movimiento en el que participo desde hace varios años. 

Considero que las acusaciones realizadas hacia su persona deben desahogarse en su totalidad para poder contender en un proceso electoral, a pesar del "arrastre político - electoral" que tiene en su natal Guerrero, MORENA no debe ni puede ser omiso ante este tipo de situaciones, hoy el partido en el Gobierno de México no solo es la esperanza de una nueva transformación nacional, sino que representa una nueva época para la política latinoamericana, en especial para aquellos que encontramos en la izquierda progresista un camino viable para dignificar la vida pública de México y el resto del continente.

Después de la introducción realizada entro en materia mencionando el peligroso y desafortunado papel del INE en el presente proceso electoral, mismo que se ha visto manchado por la ruin intervención del Instituto Nacional Electoral, curiosamente siempre con la consigna de atentar contra la vida interna de MORENA o en su defecto afectar la preferencia electoral que tiene el partido fundado por Andrés Manuel López Obrador. 

Para muestra basta recordar la burda jugada que tanto el INE como el tribunal le hicieron a la vida interna de este instituto político, al vulnerar los estatutos que rigen la vida orgánica del mismo y en complicidad con algunos de actores de "casa" anular el proceso que prácticamente había sido concluido, seguido de la anulación de decenas de candidaturas locales con argumentos poco sólidos y en especial la anulación de las candidaturas de Raúl Morón en Michoacán y de Félix Salgado Macedonio en Guerrero. 

Resulta absurdo observar que el candidato purépecha esté siendo víctima de anulación de su derecho a ser votado por no comprobar 11 mil pesos aproximadamente y el candidato guerrerense por no declarar alrededor de 19 mil pesos, mientras Maru Campos no es investigada ni afectada por la por una decisión del INE a pesar de que hace algunas semanas fue vinculada a proceso por recibir 9 millones de pesos del ex gobernador de Chihuahua, César Duarte.

Esto sin mencionar la complicidad del INE en los procesos electorales del 2006 y 2012 donde fue cómplice de casos como el de MONEX  en donde Enrique Peña Nieto utilizó 4 mil 600 millones de pesos para compra de votos, el PEMEXGate donde se realizó uso indebido de mil 400 millones de pesos o de los sonados movimientos de los amigos de FOX de aproximadamente  91 millones de pesos, dinero implementado para violentar la democracia nacional e imponer gobernantes a modo de la oligarquía mexicana e internacional. 

Como podemos darnos cuenta el INE no es un órgano autónomo, se convirtió en un árbitro que juega a favor de los intereses de la llamada mafia del poder, por lo tanto se torna urgente viva una transformación de fondo para que en un futuro inmediato pueda brindarle garantías reales de democracia a todas y todos los mexicanos. 

Por lo pronto, queda ver cuales serán las diferentes vías de resistencia y defensa de los espacios de elección popular, el panorama es sombrío, pero justo antes de amanecer es que la noche es más obscura. Estoy convencido que MORENA librará esta batalla con dignidad e inteligencia, para así garantizar la implementación o continuidad de la cuarta transformación de México.

Comentarios