De falacias argumentativas y otros datos

24/08/2019
10:29
-A +A

La mañana de ayer viernes, el presidente Andrés Manuel López dio una muestra más de que en la Cuarta Transformación la falacia es argumento y los otros datos, aunque no los explique, justifican todo.

En la conferencia de prensa matutina que ofreció desde su tierra natal, Tabasco, López Obrador se refirió a la determinación del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), que en su revisión del crecimiento económico para el segundo trimestre del año colocó el Producto Interno Bruto (PIB) del país en crecimiento cero; es decir, que la economía mexicana está estancada.
Además de afirmar que mantiene su apuesta de crecimiento de 2% para 2019, López Obrador afirmó que a su administración sí le importa el crecimiento pero que le importa más el desarrollo del país.

La anterior es una afirmación, por decir lo menos, falsa.

AMLO sostuvo acertadamente que “crecer es crear riqueza y el desarrollo es crear riqueza y distribuir la riqueza”; sin embargo, omitió un factor clave en su afirmación y de ahí la falsedad de su dicho.

“Siento —por todo lo que estamos haciendo— que hay una mejor distribución de la riqueza y por eso hay desarrollo y hay bienestar. Crecer puede ser que beneficie a un pequeño grupo, pero ahora se está creciendo y hay más y mejor distribución del ingreso; abajo, la gente tiene más capacidad de compra, más poder adquisitivo, la mayoría de los mexicanos, por eso no me preocupa mucho el asunto”, insistió López Obrador en su falsa afirmación.

No, si el crecimiento del PIB en el segundo trimestre del año fue cero, entonces no hay crecimiento.

Pero además, de acuerdo con el glosario del Banco de México (Banxico), que cualquiera puede consultar en su glosario en la liga: http://educa.banxico.org.mx/recursos_banxico_educa/glosario.html el desarrollo que pregona el presidente, es imposible sin crecimiento.

Según el glosario del banco central mexicano, crecimiento económico es el “incremento del producto nacional sin que implique necesariamente mejoría en el nivel de vida de la población, se expresa en la expansión del empleo, capital, volumen comercial y consumo en la economía nacional”.

“Aumento de la producción de bienes y servicios de una sociedad en un periodo determinado. El crecimiento económico se define, generalmente, como el resultado que se obtiene, por ejemplo, al relacionar el valor del Producto Interno Bruto de un periodo respecto al mismo u otros periodos anteriores”, hasta aquí la cita de Banxico, al que el presidente ha dicho en repetidas ocasiones respetar.

Por otra parte, ese mismo organismo autónomo define al desarrollo económico como la “transición de un nivel económico concreto a otro más avanzado, el cual se logra a través de un proceso de transformación estructural del sistema económico a largo plazo, con el consiguiente aumento de los factores productivos disponibles y orientados a su mejor utilización; teniendo como resultado un crecimiento equitativo entre los sectores de la producción”. 

Y sigue la cita: “El desarrollo implica mejores niveles de vida para la población y no sólo un crecimiento del producto, por lo que representa cambios cuantitativos y cualitativos”.
Banxico afirma, además, que las expresiones fundamentales del desarrollo económico son: aumento de la producción y productividad per-cápita en las diferentes ramas económicas, y aumento del ingreso real per-cápita.

Si analizamos ambas definiciones es sencillo concluir que para que haya desarrollo económico es indispensable que haya crecimiento económico y, como dicen los abogados, a contrario sensu, sin crecimiento económico es imposible que haya desarrollo.

En otras palabras, la utopía presidencial de desarrollar al país y distribuir la riqueza y el bienestar con crecimiento del Producto Interno Bruto cero es una total falacia. Les digo

El último párrafo. Paulina Aguado, secretaria de Cultura en el estado informó que la venta de muñecas amealcenses se ha incrementado en 178%, gracias a la campaña de Lele, la muñeca gigante que viajó por distintas partes del mundo. Buena noticia sin duda para las productoras de esta artesanía. Sin duda Lele ha dejado de ser un producto para convertirse en un ícono de queretaneidad. Digo.

Comentarios