Cuando las barbas de tu vecino veas cortar…

24/07/2020
09:04
-A +A

Supimos de la estadounidense Yelp Inc., empresa especializada en la reseña de los mejores comercios y su ubicación, que hasta 55% de negocios rastreados en los Estados Unidos avanzaron de un cierre temporal al definitivo, luego de que la pandemia no cede.

Los cierres permanentes van en aumento en giros como restaurantes, seguido por tiendas y comercio al menudeo, belleza y spas, bares y fitness. De acuerdo con el informe, con el promedio económico de Yelp, esta “despedida comercial” fluctúa en todo el territorio vecino, y de un total de 132 mil 580 establecimientos que decidieron bajar sus cortinas, 72 mil 842, ya no volverán abrirlas, 15 mil 742 más que un mes atrás. 

Existe una correlación del interés del consumidor por regresar a su vida comercial y de negocios con los puntos “calientes” de la pandemia. “A medida que las ciudades se vuelven a abrir y los casos de Covid-19 continúan aumentando en todo el país, los gobiernos locales han tomado medidas, impulsando sus planes de reapertura. Muchas empresas que reabrieron sus puertas, ansiosamente en junio, se vieron obligadas a reducir las operaciones y, en algunos casos, incluso cerraron nuevamente, una acción costosa para muchas pequeñas empresas”.

Cabe destacar que la ciudad de Las Vegas, sufre la tasa más alta de negocios “apagados” permanentemente, con 861 establecimientos cerrados en forma definitiva, ya que la ciudad reacciona a una disminución en el turismo. Mientras que, en la urbe de Los Ángeles, se tiene el mayor número de bajas con 11 mil 342 cierres comerciales temporales y permanentes totales.¿Y en México?  Ni a las franquicias y negocios independientes alcanza la llamada “Nueva Normalidad”, la desesperación es evidente luego del vaivén en la emergencia sanitaria y sin duda, el recrudecimiento de la emergencia económica.

Negocios que han trascendido en sus respectivos territorios, como el “Gran Café de la Parroquia”, en el malecón de Veracruz y “Mi Viejo Café” de Puebla, dijeron adiós con la semana que termina. Y a punto estuvo de alcanzar esta oleada de cierres al icónico Sanborns de San Ángel, en la Ciudad de México. Uno de cada cuatro restaurantes cerraría por el Covid en la capital del país. 

Reapertura con “con más pena que gloria”. La afluencia de comensales no entusiasma al giro de alimentos y bebidas, se admite un retorno decepcionante en la mayor parte de capitales del país. El pesimismo entre restauranteros parece peor incluso, que cuando comenzó esta debacle sanitaria. Las protestas crecen en torno a la otra “pandemia” particular del sector restaurantero, las altas comisiones de aplicaciones.  

¿Una mesa con muerte lenta?Los holdings con marcas líderes en la industria restaurantera han acelerado su reinventiva y redimensionamiento, cuente a grupos como Anderson’s, el propio Alsea, CMR y GRG, entre otros.

Se advierte que con esta caída en consumidores ¡la mitad de los restaurantes en México, serían pieza en extinción! 

¿Y es Querétaro, la joya para el sector restaurantero? Pues mire, de Guadalajara, se duplicarán en este 2020, las cafeterías de “La Borra del Café”, Franquicias Maso en Expansión, llega en breve con su pub europeo, “PityPolski”, por citar un par de ejemplos. Pero al menos una decena de proyectos en la industria, planean ya reorientar operaciones en Querétaro. Estados como el vecino Guanajuato, Tlaxcala y Puebla ya asoman.

Hay que decir que franquicias y negocios independientes, debe de acelerar en estos momentos su política de comunicación, amén de no perder incluso el valor de su propia marca. Me atrevo a decir que muchos cierres, bien pudieron evitarse con una comunicación propositiva, generadora de confianza, de bienestar.

Se ha dicho que la mejor carta de presentación de un modelo de negocio será aquel que muestre de frente a su consumidor e inversionista como resistió esta “batalla” y yo agregaría como comunicó en esta pandemia.
 

Comentarios