Centro Educativo Francisco de Asís, I.A.P.

Ángeles Ochoa

Dicha institución es donataria tanto nacional como internacional, por lo cual desde la República Mexicana y proveniente de cualquier parte del mundo, están autorizados para recibir donativos y expedir el recibo deducible correspondiente

“Como la flor anuncia al fruto, así la niñez del hombre es la promesa de su vida futura”. Rudolf Steiner. (Febrero de 1861, Gonji Kraljevec, Croacia-marzo de 1925, Dornach, Suiza). Filósofo austriaco, reformador social y arquitecto.

Con una cálida bienvenida saludo hoy a todos mis lectores, agradeciendo con memoria del corazón su atención en tomarse el tiempo de leer esta columna.
Con total agrado, vengo hoy a dejar entrar en su mente y corazón la labor tan llena de personalidad y caridad que se lleva a cabo en el Centro Educativo Francisco de Asís, I.A.P.

Antes de comenzar, les diré como preámbulo que al dar lectura a la información que me  hizo favor de brindar la directora de esta institución, mi atención se detuvo en el proverbio que marcaban el desenlace de dicho documento y es precisamente la apertura de “CAUSAS”  hoy, pues coincidiremos que ese pensamiento de Ruldof Steiner enmarca, en palabras poéticas, la verdadera esencia del sentido de la niñez.

Y siguiendo ese orden de ideas, me pareció oportuno dejar en claro el mensaje de que todos y cada uno de nosotros,  podríamos asemejarnos al sol que guíe a la flor y a la niñez.

Esa actividad es la que de forma convincente y clara, se desarrolla en el Centro Educativo Francisco de Asís, organización sin fines de lucro, cuyo objetivo es “brindar educación de excelencia a niños y jóvenes que  provengan de grupos vulnerables, para contribuir al cambio de una sociedad más justa, formadora de seres humanos capaces de dar solución a los grandes problemas de la nación”.

No menos importante es mencionar que dicha institución es donataria tanto nacional como internacional, por lo cual desde la República Mexicana y proveniente de cualquier parte del mundo, están autorizados para recibir donativos y expedir el recibo deducible correspondiente. 

También me compartieron su misión y visión, de las cuales se entrelazan sus valores.  La primera de ellas es: Propiciar el desarrollo integral del ser humano, orientando este proceso de transformación en cuerpo, alma y espíritu; individualidad que deberá trascender en responsabilidad social e histórica, para crear las condiciones de un mundo en armonía.

Mientas que su visión es ser una institución educativa, reconocida en el contexto social como formadora de seres humanos plenos, conscientes, capaces de transformar su entorno a partir de los ejes rectores de cultura de paz, arte y ciencia, cuyo proceso se reafirmará en cada uno de los niveles educativos que se implementen.

Dentro de sus valores institucionales se encuentran: respeto, perseverancia, responsabilidad, tolerancia, lealtad, paz, belleza, sencillez, orden y armonía. 

Asimismo, les platico que tienen en marcha interesantes proyectos, como la primera etapa del Jardín de infantes “El molinito”, un espacio integral para los pequeños inspirado en la pedagogía Waldorf, donde se realizan actividades como cuentos de hadas, rondas, juego libre, música, pintura, huerto escolar, festivales, elaboración de pan, tejido y más. Ahí se desarrolla y fortalece la voluntad, la creación, fantasía y admiración; se fomenta también la relación estrecha con la naturaleza y con el medio, formando a los infantes como constructores de paz para alentar la armonía social.

En la segunda etapa se contempla la construcción de la escuela Waldorf en Querétaro, que incluirá primaria y secundaria.

Me inspira  el invitarlos a ustedes, mis seguidores, a que se sumen al voluntariado o como donadores en especie y/o en efectivo. Para ello, pueden contactar al teléfono 2345 798, o visitar sus instalaciones en Jesús Arriaga #80, Saldarriaga, El Marqués.

Yo ahora, me despido con mi acostumbrada frase: “¡Hasta siempre, me voy a ser feliz, haga usted lo propio!”

*Mtra. en admon., periodista 
y presidenta de Fundación Arca, A.C.
[email protected]
Twitter:@ochoa_a

Comentarios