Clase

24 / julio / 2021 | 09:36 hrs.

Carta de un clasemediero a López Obrador

Martín Arango

Presidente Andrés Manuel López Obrador, te escribe un clasemediero cualquiera, alguien que nació y creció siendo parte de la noble clase media, que como bien mencionaste hace pocos días en tu conferencia de prensa matutina, es efectivamente aspiracionista y creo yo que también es poco conformista. Es precisamente a las aspiraciones de los mexicanos, con independencia de su clase social, que este país crece, avanza y se hace mejor día a día, no por las aspiraciones individualistas de políticos que como tú, pretenden  imponer un pensamiento uniforme entre nuestra población. Creo que has perdido toda noción de humildad y respeto, y que el poder, lejos de ser en beneficio de los más necesitados, los afecta por malas decisiones populistas que has tomado. Tal vez sea una enfermiza obsesión por controlarlo todo, pero debes de entender que todos los que conformamos esta patria tenemos libertad de pensamiento, y que con independencia de que no te gusten nuestras ideas, es un derecho que adquirimos al nacer. 

Veo con preocupación que tus palabras tienden a dividir al pueblo de México, a pesar de que el mandato constitucional que te ha sido encomendado te obliga a gobernar para todos y no para unos cuantos. De ahí mi reproche, porque a pesar de no haber votado hace tres años por ti, te asumo como mi presidente, porque soy demócrata y entiendo que es una decisión que tomamos entre todos los que fuimos partícipes de aquel proceso electoral en 2018, y es precisamente esa pluralidad de pensamiento la que permitió tu ascenso al poder, de hecho, la clase media resultó indispensable y depositó en ti su confianza para convertirte en presidente de México.

Anhelo con ahínco que tus palabras contra los mexicanos que conformamos la clase media sea un simple coraje por no haber obtenido el triunfo que esperabas en estas elecciones intermedias, ciertamente, los mexicanos decidimos ponerte un freno, entendimos que en los primeros tres años de tu sexenio no hubo contrapesos en el Congreso de la Unión y que era necesario darle voz a formas distintas de pensar, para que ahora sí se discutan y analicen las iniciativas que presentas como titular del ejecutivo, algo que hasta ahora no ha sucedido.

Puedes tener la absoluta certeza de que los mexicanos tenemos un criterio propio, no somos “animalitos” ni somos fácilmente manipulables, pues si así fuera nunca hubieras llegado al poder. La prensa de este país representa un mosaico de libertades que no debes, ni puedes seguir atacando aunque no coincidas con sus postulados, porque precisamente la crítica que esa prensa realizó a la corrupción del gobierno de tu predecesor es la que permitió que hoy fueras presidente de nuestro país.

Cierro esta carta diciéndote que cuentas con nosotros, los clasemedieros, que queremos que tomes las mejores decisiones, que si tenemos aspiraciones, porque queremos un mejor país para nuestros hijos, para que tengan mejores oportunidades que nosotros, que su calidad de vida les permita desarrollarse con plenitud. Si a través de tus acciones en el gobierno logras concretarlo, no tengo la menor duda, serás el mejor presidente en la historia de nuestro país, algo a lo que indudablemente aspiras, lamentablemente hoy estás muy lejos de ello y si sigues por el camino de la división será imposible que lo logres.

Comentarios