01/02/2020
10:18
-A +A

El pez por su boca muere, 
sabiduría popular

Lo he visto en memes, en redes sociales, lo he escuchado señalado en mesas de café y en reuniones familiares; el comparativo entre el Andrés Manuel López Obrador aspirante eterno a la presidencia de la República y el López Obrador titular del Poder Ejecutivo federal.

El inicio de esta discusión ha derivado, en no pocas ocasiones, en acalorados intercambios de puntos de vista y, en más de una ocasión, en insultos entre los interlocutores; el tema AMLO arrebata, desata pasiones y hasta podría atreverme a decir que rompe lazos de amistad y filiales.

Divide, sí, como el mismo López Obrador.

Sin embargo, vale la pena no dejar de hacer los comparativos del AMLO candidato y el AMLO presidente.

La información difundida el pasado jueves 30 de enero por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) sobre el resultado de la economía mexicana en 2019, el primer año de la administración de López Obrador, es el mejor pretexto para esta comparación.

A mediados del 2018, en plena campaña electoral, el tabasqueño expresó, en el programa Tercer Grado de la empresa Televisa, su punto de vista sobre la economía mexicana en ese momento, cuando la economía mexicana registraba un mediocre crecimiento de 2% de su Producto Interno Bruto (PIB). 

Acá las palabras textuales del entonces candidato presidencial a la pregunta de Leo Zuckermann sobre su ofrecimiento de crecer 6% en materia económica.

“Ha sido un fracaso la política económica (del Gobierno de Enrique Peña Nieto). Fracaso completo. Estoy convencido de que, si no hay crecimiento, no hay empleos, si no hay empleos, no hay bienestar, si no hay bienestar, no hay paz, no hay tranquilidad. 

“Esto que estamos padeciendo ahora en México, se ha originado, en buena medida, además de por la corrupción, por la falta de crecimiento.

Eso decía el AMLO candidato; veamos ahora lo que dice el AMLO presidente, al que se le olvidó su argumento de campaña.

El mismo 30 de enero de 2020, cuando el Inegi publicó que la economía mexicana no sólo no había crecido en 2019, sino que disminuyó 0.1%.

“Y como tengo otros datos, puedo decirles que hay bienestar, puede ser que no se tenga crecimiento, pero hay desarrollo y hay bienestar, que son distintos.

“Y a mí no me importa mucho porque, repito, crecer puede significar que haya más dinero en unas cuantas manos. Es decir, en el periodo neoliberal ni siquiera hubo crecimiento, pero lo poco que hubo de crecimiento se acumuló en unas cuantas manos”.

¿Tanto puede cambiar un hombre en su forma de pensar en menos de 2 años?

El pasado jueves el Inegi nos confirmó lo que ya muchos sabíamos: el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, no sólo no sabe manejar las finanzas públicas, espanta los capitales y administra mal los recursos públicos.

Según el Inegi, durante 2019 el crecimiento económico de México fue negativo por primera vez en una década. 

De acuerdo con las cifras del Inegi, por componentes, las actividades secundarias disminuyeron (-)1% y las actividades primarias (-)0.9%, mientras que las terciarias aumentaron 0.3% en el cuarto trimestre de 2019 con relación al trimestre precedente.

No lo digo yo, lo dijo el AMLO de 2018, “si no hay crecimiento, no hay empleos, si no hay empleos, no hay bienestar, si no hay bienestar, no hay paz, no hay tranquilidad”, y sí, es cierto. Digo.

El último párrafo.  Resulta muy grave la información que se dio a conocer esta semana en el sentido de que el senador (de rebote) por Querétaro, de Morena (aunque no esté afiliado a ese movimiento político), Juan José Jiménez Yáñez, en el sentido de que el Estado Mexicano (o sea todos los mexicanos) le paga un grupo de escoltas. El expriista se justificó en diversas entrevistas que fue amenazado él y miembros de su personal —incluso dijo que uno de sus empleados fue encañonado— por lo que teme por su integridad física y solicitó seguridad personal; guaruras, pues.

Grave la acusación del Senador (de rebote), ojalá haya presentado las denuncias correspondientes y los responsables sean identificados. Si es que los hay. El horno no está para bollos. Les Digo.

 

 

@Paniagua_Fdo

 

Comentarios