AMLO: hacer política con recursos del Estado

Héctor Parra Rodríguez

AMLO continuará quebrantando la Constitución, haciendo promoción política en pro de su partido y en contra de la oposición. Sabe que es inminente la derrota electoral y la pérdida de la mayoría en la Cámara de Diputados, así como en el resto de los cargos públicos de elección popular que están en juego. Por eso su rotunda negativa a cumplir con el mandato impuesto en los artículos 41 y 134 de la Constitución Política.

Andrés López Obrador dolosamente pone en riesgo las instituciones democráticas al alterar las reglas del juego entre partidos y órganos electorales. El TEPJF ha establecido criterios subordinados a los impedimentos que tienen la obligación de observar todas las autoridades civiles, dentro de los periodos de los procesos electorales, más específicamente en los tiempos de campañas electorales, próximos a iniciar.

El impedimento constitucional consiste en dejar de hacer promoción mediática de obras y acciones de los gobiernos, dado que ello influye en beneficio de los partidos a los que pertenece el gobernante que se niega a cumplir con el deber que le mandata la Constitución. Se trata de una regla general, no es exclusiva para el Presidente de la República en turno, obliga a todo aquel que ocupa cargo público, sobre todo si maneja presupuesto público, como en el caso de López Obrador, quien invierte diariamente cientos de millones de pesos en publicidad gubernamental por medio de sus conferencias mañaneras ¿pensaba usted que es gratuita la transmisión? Claro que no.

El titular del Ejecutivo utiliza el oneroso aparato gubernamental para hacer política, no para informar; usa las instalaciones, las cámaras de televisión pública y comercial, personal que opera los dispositivos de organización, etc. La acción del Estado en favor del partido al que pertenece el Presidente, quien abiertamente hace crítica de la oposición. Para él, es deleznable la Coalición Electoral de la oposición; pero es plausible la hecha por el partido en el poder. Hace “propaganda tendenciosa y parcial”.

AMLO rebasa los límites. Sabe que no tienen consecuencias jurídicas sus ilegales acciones sectarias ¡Nadie lo sanciona! El TEPJF ordenó al INE determinar con precisión los extremos de la prohibición impuesta al presidente López, denominada: “inhibitoria”. Mañana viernes el Consejo General deliberará, evidenciará los límites de actuación del Presidente en las campañas electorales: imperativamente debe respetar por disposición constitucional ¿Cumplirá la prohibición inhibitoria o se quejará?

 

 

 

 

Comentarios