Bingna, embajador de la gente sin voz

El príncipe de Camerún presentó en Querétaro su más reciente libro Esta democracia, lágrimas de sangre

Bingna, embajador de la gente sin voz
Con su obra, Jean Louis Bingna apoyará a niños enfermos de ébola.
Vida Q 27/05/2018 03:09 Donna Oliveros Actualizada 11:45

Luciendo un vistoso kufi y un traje tradicional africano, Jean Louis Bingna, príncipe de Camerún, presentó en Querétaro su libro "Esta democracia, lágrimas de sangre", cuya venta beneficiará a los niños con el virus del ébola en África.

Exiliado desde 2011 en México, a causa de la persecución política que sufrió por su postura crítica sobre la inequidad social, Bingna se asume el embajador de las causas africanas.

“Llegué a México hace siete años empujado por la situación política que se vive en mi continente. África es una tierra muy bonita y rica, pero a causa de la explotación que ejercen los poderosos del mundo es uno de los continentes más pobres, de manera que allá no hay democracia ni libertad”, expresó.

Ser príncipe no es su identidad primaria, lo más importante para él es la conciencia de pertenecer a una misma especie y ayudar a los otros, lejos de todas las categorías sociales que existen.

“Toda mi vida me he dedicado a apoyar a la humanidad, no me considero lo que dicen que soy, sólo es un título; yo me identifico como parte de una sola especie, y pienso que sólo por esa razón debemos amarnos, porque nuestro paso sobre la tierra es muy corto”, aseguró.

Confiesa que la razón por la que sigue ostentado el título real es porque le permite transitar fácilmente en varios ámbitos, llevando a todas partes sus ideas sobre la población africana en situación de pobreza.

“La verdad empieza arriba (refiriéndose a la jerarquía social)... Vengo como embajador de la pobres, de los sin voz”, agregó.

Explica que dedica Esta democracia, lágrimas de sangre a los niños enfermos de ébola en África.

“Esta enfermedad ha matado en Sierra Leona, Guinea y Liberia a muchas familias. Es un desastre, yo no puedo solucionarlo, pero sí escribir este libro y donar el dinero recaudado con su venta a la educación de los niños”, relató.

En cuanto a la democracia en México, el príncipe piensa que es un país muy adelantado sobre el tema y considera que los mexicanos gozan de libertad de expresión.

“México es un país donde la libertad está más presente que en otros países. No podemos comparar su democracia con la africana. La de aquí es demasiada adelantada; la gente se puede expresar, manifestar y enviar mensajes para insultar a los presidentes… allá no”.

Aunque no quiso compartir su postura sobre las próximas elecciones en el país, aconsejó a los mexicanos no tomarse a la ligera su voto, y ejercerlo con plena conciencia.

Comentarios