Ni sexo ni amor, sólo un cigarro

Vida Q 01/08/2014 01:41 Actualizada 09:35

[email protected]

El triángulo amoroso resultó que no era triángulo ni amoroso. La historia de esta telenovela de la vida real comenzó el miércoles cuando se conoció un video en el que Orlando Bloom le tira un golpe a la cara a Justin Bieber.

La razón: el cantante candiense le insinuó a Bloom que había tenido sexo con Miranda Kerr el año pasado, es decir, cuando era todavía su esposa.

Enseguida, Bieber salió huyendo del lugar (una fiesta de celebridades) y decidió hacer en Twitter lo que no hizo en la realidad: atacar a Orlando.

Justin posteó una foto de su enemigo donde parece que estuviera llorando.

Ayer, el objeto de la disputa entre estas dos celebridades rompió el silencio. Mediante una carta enviada por su abogado, Miranda Kerr se pronunció sobre la pelea que protagonizaron su ex esposo, el actor Orlando Bloom, y Justin Bieber. “Miranda Kerr no durmió con Justin Bieber tras el show de Victoria’s Secret del 2012... así lo ha dicho su abogado en una carta enviada hoy”, explicó el portal TMZ. El abogado de la modelo explicó que las noticias que la vinculan a ella y al cantante canadiense son “falsas” y “difamatorias”, por lo que pidió no se le relacione más con él.

Con lo que se sabe, esa petición deberá hacerla al propio Bieber quien fue el que insinuó que durmió con ella al decirle a Bloom: “Miranda lo hizo bien cuando estuvo conmigo”.

Esas versiones comenzaron en 2012 cuando Bieber puso la música a un desfile de Victoria’s Secret.

Además de que Miranda negó el elemento sexual a la historia, ayer el triángulo se convirtió en cuadrado cuando salió Selena Gomez a dar sus propias explicaciones. La cantante fue novia de Bieber y cuando surgió la versión de que su ex y Miranda habían dormido juntos, ella apareció junto a Bloom en una fotografía que fue interpretada como una justa venganza.

Pero ayer, TMZ citó a amigos de Selena que aseguran que esa foto lo único de demuestra es que fumaron un cigarrillo juntos.

Temas Relacionados
ni sexo amor cigarro