Se encuentra usted aquí

Toman las casetas por gasolinazo

Transportistas amagan con bloquear la México-Querétaro ante indiferencia de autoridades
Los usuarios de la autopista México-Querétaro que pasaron por el lugar manifestaban su apoyo a los transportistas inconformes a través de gritos, señales y el sonido de su claxon, tal como sucedió un día antes. (CÉSAR GÓMEZ. EL UNIVERSAL)
05/01/2017
06:03
Lenin Robledo
-A +A

Transportistas queretanos advierten que bloquearán la carretera 57 en los próximos días después de afirmar que sus demandas de revertir el incremento a los combustibles no han sido escuchadas por el gobierno federal, indicó Enrique Sierra, líder transportista.

“Ya estuvimos hablando con varios compañeros de varios estados y vamos a cerrar la carretera 57 [México-Querétaro] pasando el Cerro Partido en San Juan del Río para entrar a San Juan del Río y en Loma Linda, Querétaro, porque vemos que al presidente y al gobierno no le interesa”, señaló.

Por su parte, el secretario de Gobierno del estado de Querétaro, Juan Martín Granados Torres, aseguró que en la entidad se respeta la libertad de expresión, sin embargo, sentenció que aquellas personas que violenten derechos de terceros serán sancionados conforme a la ley.

“Las personas que violenten los derechos de terceros se les aplicará la ley de manera irrestricta, siempre y cuanto esa violación a terceros se encuentre dentro de las competencias del Estado, muy particularmente aquellas personas que aprovechando la situación, quieren sacar beneficios de orden particular y muy distinto a las temáticas que nos ocupan”, advirtió.

Bloquean carretera 57 por quince minutos. Pasadas las cinco de la tarde de este miércoles, alrededor de 10 unidades de carga pesada interrumpieran la circulación en la carretera México-Querétaro a la altura de la caseta de Palmillas, con dirección a la Ciudad de México, lo que provocó retención vial de 5 kilómetros aproximadamente.

En ese momento, elementos de la Policía Federal se acercaron a los manifestantes para pedirles que levantaran el bloqueo; el diálogo se mantuvo por cerca de cinco minutos; acto seguido los líderes transportistas decidieron reabrir la circulación a cambio de que les permitieran levantar las plumas de la caseta en ambos sentidos como forma de protesta.

Las plumas se fueron levantando de forma paulatina y los empleados de Capufe (Carreteras y Puentes Federales) comenzaron a abandonar las casetas de cobro con el efectivo recaudado hasta ese momento.

Las actividades en la caseta número 5 se desarrollaron con normalidad durante la mañana y la media tarde de ayer, después de que el pasado martes se realizaran bloqueos intermitentes en el mismo punto y en el que también se permitió el libre paso de los conductores, los cuales no pagaron peaje.

Alrededor de 10 elementos de la división de Fuerzas Federales, de la Policía Federal, se mantuvieron al tanto de las acciones de los manifestantes; de acuerdo a fuentes de la propia corporación, el día martes llegaron alrededor de 100 elementos de esta división para vigilar la zona y actuar en caso de que fuese necesario.

Asimismo, se mantenían vigilando algunos elementos de la Policía Estatal de Querétaro y de la Policía Federal, estos últimos, encargados de establecer el diálogo con los inconformes.

Ante la presencia de la división de las Fuerzas Federales, Enrique Sierra, líder transportista, aseguró no tener temor, ya que “nosotros no somos manifestantes violentos ni grilleros, somos simples ciudadanos que estamos buscando un bienestar para nuestras familias y para nuestro país. No nos da miedo que estén aquí, si tuviéramos miedo, mejor nos quedaríamos en nuestra casa”, aseveró.

Los usuarios de la autopista México-Querétaro manifestaban su apoyo a los inconformes a través de gritos, señales y el sonido de su claxon, tal como sucedió un día antes.

En la carretera 45D continuaron las protestas. La caseta número 6, de la carretera Querétaro-Celaya, también fue tomada por cerca de 50 transportistas de diversas organizaciones alrededor de las 11 de la mañana.

Ahí no se presentaron bloqueos a la circulación, no obstante, también levantaron las plumas para permitir el libre tránsito de los conductores que transitaban por esta vía federal.

Otra de las manifestaciones se registró en la carretera San Luis Potosí-Querétaro, donde por más de siete horas transportistas cerraron esta vía en sus cuatro carriles, a la altura del kilómetro 46 en el municipio San José Iturbide, Guanajuato, en protesta al incremento a los combustibles.

Fueron más de 50 unidades de transporte pesado los que permanecieron en la carretera para impedir el paso de los vehículos.

Ahí llegó la Policía Federal para abanderar el lugar. A los afectados que iban para Dolores Hidalgo o San Miguel de Allende, Guanajuato, se les condujo por vías alternas.

Comentarios