Confunde a comerciantes desuso de bolsas plásticas

Aumentó la venta de los artículos tradicionales del mandado, dicen
Confunde a comerciantes desuso de bolsas plásticas
Algunos clientes señalan que la medida municipal es adecuada: sin embargo, acusan falta de difusión de otras opciones para transportar sus mercancías /Foto: Román Castillo
31/07/2018
06:15
Domingo Valdez
-A +A

A media mañana el mercado de La Cruz es visitado por centenares de clientes que aprovechan para hacer sus compras. Muchos llevan sus bolsas de mandado hechas con distintos materiales. Otros tienen que comprarlas, pues desde el miércoles los comerciantes ya no podrán dar bolsas plásticas para entregar sus productos, algo que descontrola a muchos dueños de locales que no saben cómo darán sus productos a los clientes.

Muchos compradores acuden con bolsas de lona o plástico, de aquellas tradicionales para comprar el mandado, y que debido al nuevo reglamento municipal se comienzan a vender nuevamente en muchos de los puestos de los mercados, como en La Cruz.

Guadalupe Jiménez atiende un puesto de productos del campo. Vende aguacates, rábanos, lechugas, huitlacoche, hongos, calabazas y diversas hortalizas. Su puesto está ubicado en una de las orillas del mercado este mercado.

“Las clientas ya traen sus bolsas, traen su cajita, o traen cualquier otra cosas en qué ponerlos. Se supone que las bolsas que traen ellas son ecológicas. Las bolsas con materiales reciclados no nos las han proporcionado o no hay una fábrica que las haga en Querétaro. La mayoría de la gente ya trae su bolsita”, asevera.

Vuelta al pasado

Lupita Sánchez es otra comerciante del mercado de La Cruz. Su local está dedicado a la venta de frutas y verduras, pero de un tiempo a la fecha también aprovecha para vender las clásicas bolsas de mandado, hechas con hilos de plástico y asas reforzadas, que durante muchas años fueron indispensables en los hogares y que ahora lo vuelven a ser.

“Ahorita ya se están vendiendo bien esas bolsas. De la primera vez que pusieron lo de la ley las empezamos a traer, pero se vendían poco, ahorita ya se venden más. Tengo ahorita de cuatro tamaños y los precios son de 40, 45, 35 y 20”, apunta.

Dice que las bolsas que estarán prohibidas son las de “acarreo”, las que tienen asas. En su puesto, dice, hay bolsas de asa pero hechas de polipapel, que se supone son biodegradables. Las otras bolsas seguirán siendo ocupadas, pues son necesarias para el empaque de los productos.

“Aquí nos vinieron a dar una plática informativa para poder dar argumentos de porqué debemos dejar las bolsas. Fue de parte del gobierno. Aquí la mayoría se quejaba, sólo muy pocos estaban a favor, pero mucha gente de aquí, del mercado, aún no sabe cómo va a dar sus productos, no se imaginan cómo entregar sus mercancías, o al dar otras bolsas vaya a aumentar el costo de sus productos, no saben si cobrarla al cliente o vaya a ser un costo para ellos”, subraya.

Artículo
Proyecto trata de evitar la dispersión escolar: Calzada
El Marqués dona predio para escuela El Marqués dona predio para escuela

Ventas estables

Gabriela Gándara vende plásticos, desechables y abarrotes. Dice que desde hace 20 años vende las tradicionales bolsas para el mandado, teniendo el mismo consumo desde esa fecha hasta hoy día, sin que su venta haya aumentado por la medida implementada.

“Como comerciantes necesitamos las bolsas como para despachar los productos. Lo que dicen [la medida] es a la bolsa de acarreo. Si en la frutería te dan varias bolsas, ya no te quieren dar una bolsa de asa, eso es lo que no está permitido, a lo que sé. Por ejemplo, los hospitales consumen bolsas de asa para la limpieza de las habitaciones”, explica.

Gabriela Gándara señala que más que prohibir el uso de bolsas de plástico, se debe de tener una mayor cultura en el uso de las mismas. La mayoría de la gente usa este tipo de bolsas, agrega, para depositar su basura, como tal no se desecha del todo. Pero si además en la recolección de basura no hay una separación, de qué sirve.

“Hay gente muy consciente que te dice ‘no me des bolsa, aquí traigo’. Hay otros clientes que se llevan una cosa y te piden una bolsa de asa. Ahí es cuestión de la cultura de cada uno”, añade.

Falta de comunicación 

Erick Copca Bustamante acude con un amigo a La Cruz a comprar algunos artículos para su casa. Llevan una bolsa verde con Los Arcos queretanos dibujados en un costado.

La medida implementada por la autoridad municipal le parece adecuada, “pues como está la contaminación en el mundo, la idea es buena, porque en todos lados te dan bolsa de plástico y a veces son hasta innecesarias. Estoy a favor de la medida, pero como usuario estoy a favor que se haga mayor difusión de dónde puedes adquirir las bolsas de tela o bolsas que te puedan servir”.

La bolsa que llevan, dice, las compraron en un supermercado, pues estaba en exhibición en la caja, mientras que en La Cruz no les daban una opción, sólo les decían que ya no les darían más bolsas.

Comentarios