Prevén 6 paros técnicos en armadoras automotrices

Portada 29/11/2015 02:35 Actualizada 02:50

Debido a la problemática que enfrenta la compañía Volkswagen, se espera que en el estado se presenten al menos seis paros técnicos de compañías que son proveedoras de esta gran armadora, con lo que se estarían afectando alrededor de mil 800 trabajadores.

El titular de la delegación federal de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), Gerardo Vázquez Mellado Zolezzi, informó, a través de un comunicado, que:

“Para finales del año se prevén seis paros técnicos en empresas consolidadas en la entidad, que son proveedores de Volkswagen, esto derivado de la problemática que presenta la empresa automotriz a nivel mundial, en la que el pasado septiembre, la empresa reconoce haber manipulado las pruebas de emisión de contaminantes en la que como resultado las operaciones de los automóviles diésel cuatro cilindros fueron suspendidas en Estados Unidos, que representa 23% de sus ventas en ese mercado y a nivel nacional afectarían a cerca de 35 mil empleados de más de 286 proveedores de autopartes se verán afectados”.

El funcionario federal comentó que aunque las jornadas laborales disminuyan, los patrones tienen la obligación de cumplir con las cuotas obrero-patronales ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), además de cumplir con todas las prestaciones que marca la ley, pues no es un problema del empleado.

A quienes se vean afectados por estos paros de labores, hizo un llamado a que acudan a la delegación a reportar las irregularidades, pues esta dependencia, en todo momento trata de salvaguardar los derechos de los empleados.

Aunque en su momento el presidente del clúster automotriz, en el estado, Antonio Herrera, comentó que en el momento de hacerse pública la problemática de la empresa automotriz no se vislumbraba afectaciones inmediatas, sin embargo, estas podrían reflejarse para finales de este año, tal como lo reporta la STPS.

Vázquez Mellado Zolezzi explicó que el objetivo de este mecanismo, paros técnicos, es conservar la fuente de trabajo, el primer paso es concientizar a los trabajadores sobre la gravedad de la situación de la empresa, acordar y plasmar por escrito los ajustes a las condiciones de trabajo.

Para finales de año es común que industrias, de diversos sectores, incurran en paros técnicos, pues su producción baja y así conservan la plantilla laboral que colabora con ellos, aunque los días u horas de trabajo se ven disminuidas. Así lo han reportado en su momento tanto funcionarios estatales como las propias cámaras empresariales.