Se encuentra usted aquí

280 mdp a planta tratadora

29/04/2016
01:21
-A +A

La Comisión Nacional del Agua (Conagua) analiza de manera permanente la calidad del agua en los mantos acuíferos de Querétaro y del país, aseguró el titular de la dependencia, Roberto Ramírez de la Parra, durante su visita a la Planta de Aguas Residuales Sur, en Corregidora.

El funcionario federal señaló que en México, al ser un país minero, es natural que el agua de los mantos freáticos contenga diversos minerales; sin embargo, aseguró que la Conagua cuenta con la tecnología necesaria para eliminar esos elementos y garantizar que el agua que llega a la población, sea potable.

“Hoy existen tecnologías para remover cualquier mineral o sustancia del agua, inclusive las aguas negras se pueden convertir en agua potable; lo que nosotros estamos haciendo es un análisis, no sólo en Querétaro sino en toda la República, porque hay que decirlo, somos un país minero y es evidente que nuestro subsuelo tiene muchos minerales”, dijo.

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) elaboró un estudio el año pasado, en el que alertó que en los últimos 14 años se ha duplicado la cantidad de arsénico y fluoruro en el acuífero Lerma Chapala, y que algo similar sucede en aguas subterráneas de San Luis Potosí, Aguascalientes, Zacatecas, Durango, Sinaloa y Querétaro.

Ante este panorama, Ramírez de la Parra explicó que la dependencia a su cargo está construyendo plantas potabilizadoras, ya que, dijo, un gran porcentaje del agua necesita pasar por un proceso de potabilización.

“Normalmente, cuando llega agua a cualquier casa viene con un proceso de potabilización previo. No significa que su origen haya sido potable, normalmente no los es en su origen. Hay algunos pozos en la parte subterránea de los acuíferos en los que está limpia, pero hay otros casos en los que no, en los que se requiere un proceso de potabilización diferente”.

Inversión millonaria. La Conagua invertirá durante este año en el estado de Querétaro 220 millones de pesos, los cuales servirán para terminar al menos seis obras, explicó Ramírez de la Parra, quien añadió que el gobierno estatal aportará otra cantidad similar para el desarrollo de estos proyectos.

Durante su visita a la Planta de Aguas Residuales Sur, ubicada en el municipio de Corregidora, se anunció una inversión de 280 millones de pesos para renovar el sistema de tratamiento de aguas residuales de esta planta, que tendrá, entre otros beneficios, la eliminación de los malos olores y la capacidad de tratar hasta 600 litros de agua por segundo.

“Vamos a invertir en la parte de subsidios, 220 millones de pesos en Querétaro, 220 millones que invierte el gobierno de la República”, dijo.

Señaló que además de la obra que se hará en la planta de tratamiento, se estima que se concluyan este año otras dos obras, una llevada a cabo en la Sierra Gorda y otra en el municipio del Marqués.