Afectados demandarán a Universidad de Arkansas

Piden que comparezca en su campus ubicado en Estados Unidos
Afectados demandarán a Universidad de Arkansas
Foto: Archivo
17/08/2018
01:57
Marittza Navarro
-A +A

Los contratistas defraudados por la Universidad de Arkansas piden que los representantes legales de la casa de estudios comparezca ante las oficinas centrales en Estados Unidos, y niegan que su movimiento sea para desprestigiar a la institución.

Ricardo Díaz Pérez, representante legal de dos de los empresarios afectados, informó que están convocando a una reunión para el 30 de agosto para entablar la demanda legal que presentarán en contra de la institución.

Desde hace 10 meses, de acuerdo con proveedores que participaron en la construcción de la escuela ubicada en el municipio de Colón, la universidad les debe alrededor de 400 millones de pesos.

Por ello, han realizado varias manifestaciones en las inmediaciones de las instalaciones de esa casa de estudios para exigir el pago de la deuda. A decir de los afectados los representantes legales de la universidad han fallado en la liquidación económica del contrato con el argumento de que no hay dinero para pagarles.

Artículo
Hace 10 meses deben a proveedores y constructores
Cobran 400 mdp a la Universidad Arkansas   Cobran 400 mdp a la Universidad Arkansas

La última manifestación se realizó el pasado sábado 11 de agosto, con lonas en donde se leía la exigencia de pago. En respuesta a dicha movilización, los representantes de la escuela emitieron un comunicado de prensa afirmando que se trataba de un intento de desprestigio hacia la institución.

“Dicen que es la primera (manifestación) hecha, pero en su comunicado son omisos en hacer mención alguna sobre los adeudos exigidos tanto en la vía extrajudicial, como en nuestra manifestación; únicamente se hacen víctimas de una campaña de desprestigio, sin aceptar las consecuencias de sus actos”, explicó el representante legal de los afectados.

El abogado expresó que el desprestigio de la Universidad de Arkansas no es producto de sus manifestaciones y cobros, sino de la propia escuela que no ha sido capaz de solventar los pagos pendientes.

“Pedimos comparezca en Estados Unidos, a fin de que coadyuve a la solución”, dice una de las partes en conflicto.

Para el 30 de agosto convocaron a una reunión, en donde llaman a los afectados, para establecer acuerdos.

 

arq

Comentarios