03 / agosto / 2021 | 00:32 hrs.

Nunca descansa en 10 de mayo

Portada 10/05/2014 02:18 Actualizada 09:49

Desde el momento en que se convirtió en mamá, Lourdes Rojas Hernández ha pasado todos los festejos del Día de la Madre trabajando. Mesera, de profesión, Lourdes cumple 20 años de trabajo interrumpido, el cual se ha suspendido temporalmente y por prescripción médica en tres ocasiones, justamente en los momentos en que dio a luz a cada uno de sus tres hijos.

A sus 46 años, Lulú —como le dicen sus amigos— tiene tres hijos, que tienen 22, 20 y 18 años, respectivamente. Es como ella misma dice una “mamá come años”. Pero esa energía que le ha imprimido a su trabajo en dos décadas son siempre dedicados y pensados en darle a sus hijos “lo mejor”. Por ello, cuando llega el Día de las Madres, sus tres “bebes” sólo piensan en festejarla con un momento diferente.

Originaria del Distrito Federal, pero avecindada en Querétaro desde hace 17 años, Lulú agradece que los trayectos y los recorridos de su hogar a su centro de trabajo sean breves, lo que le permite estar más tiempo con su familia.

“Sé que no es la cantidad sino la calidad, pero uno agradece que todavía hagamos 10, 15 o 20 minutos para llegar a tu casa, si es que tienes la mala suerte de encontrarte con algún accidente. Lo importante es estar con ellos; con mi esposo y con mis hijos”, describe la madre de familia.

Regularmente, en años anteriores, Lourdes Rojas es “sorprendida” por su esposo y por sus hijos, cuando se trata de festejar el 10 de mayo. Puede ser una simple reunión familiar con “agregados culturales” incluidos o una cena en algún restaurante “bonito” de la ciudad, pero lo que ella reconoce es el ánimo de pasarla bien y en familia.

El tema es que el festejo para Lulú se tiene que organizar uno, dos o hasta tres días después de la fecha exacta, ya que lo primero es estar puntual en su centro de trabajo, porque justamente el 10 de mayo es uno de los más solicitados y en donde inclusive trabaja algunas horas extras.

“Me catalogo como una persona guerrera. Aunque esté cansada o tenga muchos problemas de cualquier índole, primero están mis hijos, mi familia. Nunca he faltado a mi trabajo y sólo lo hecho cuando me tuve que ir de incapacidad por mis embarazos”.

Temas Relacionados
madre día de las madres 10 de mayo