Crisis en EU afecta finanzas: legislador

05/07/2013
02:41
-A +A

El presidente de la comisión de Asuntos Municipales y del Migrante, Alejandro Delgado Oscoy, afirmó que la situación económica en Estados Unidos está afectando al estado de Querétaro.

El legislador precisó que la disminución de remesas se debe a que los migrantes queretanos que residen en aquel país están perdiendo alguno de sus trabajos, motivo por el cual no es posible que manden la misma cantidad de dinero que anteriormente enviaban a sus familiares.

“La mayoría de los migrantes queretanos tienen de dos a tres empleos, y ha sido este segundo o tercero el que han perdido, eso va a hacer una pérdida de adquisición que van a tener sus familias aquí en Querétaro”, detalló el funcionario.

Precisó que en Estados Unidos residen alrededor de 200 mil queretanos principalmente en California, Texas y Florida.

“Es en términos generales, la economía es de todos los estados, nosotros tenemos (migrantes) en California, Texas, Florida. EU tuvo una recesión y son casi 200 mil queretanos que viven en ese lugar”.

Ante esta situación, Delgado Oscoy realizará un recorrido por los municipios que tienen mayor migración y después viajará a Estados Unidos a hablar con los cónsules de Los Ángeles y San Antonio para determinar de qué forma pueden ayudar a estos queretanos que residen en aquel país.

“Voy a hacer una gira que empieza de este fin de semana al otro, inicia en Landa de Matamoros con el Club de Migrantes y después estaremos en Los Ángeles y en San Diego entrevistándonos con cónsules”, citó.

Antecedentes

Hasta el primer trimestre del año, las remesas que ingresan a México han caído un 11.09% con respecto al mismo periodo del año pasado, según el Banco de México.

Los envíos de dinero desde el extranjero llevan ya ocho meses a la baja. Tan solo en febrero, llegaron al país mil 589 millones de dólares en operaciones desde el extranjero, principalmente desde EU.

Raúl Feliz, economista del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), señala que los hogares que antes recibían más dinero de sus familiares en Estados Unidos están disminuyendo sus gastos.

“Una caída en las remesas como la que se está reportando se va a manifestar en una reducción del consumo de las familias, va a tener un impacto negativo en el crecimiento”, dijo.

Desde mayo de 2012, la tendencia de las remesas ha sido negativa y continúa acentuándose.

A pesar de que de enero a febrero de 2013 la cantidad tanto de envíos como de dinero aumentó, pero no de forma significativa. En febrero, el envío se situó en 293 dólares.