"Antonio Zapata Guerrero no es dueño del Congreso": Ruiz Olaes

Retó al panista a que lo sancione por llevar a ciudadanos a la Legislatura
"Antonio Zapata Guerrero no es dueño del Congreso": Ruiz Olaes
Foto: Archivo. El Universal
26/07/2019
07:57
Zulema López
-A +A

Antonio Zapata Guerrero no es quién para amonestar al resto de los diputados, sostuvo el diputado morenista Mauricio Ruiz Olaes, quien pese a que retó al panista a que intente imponerle alguna sanción, sí coincidió en que ciudadanos que acudieron al Congreso criticaron sin fundamentos que los legisladores no estaban en sus oficinas.

“Sí, creo que no fueron correctas estas ofensas, sea el diputado que sea, creo que el respeto es lo principal”, declaró el diputado.

Afirmó que por esas actitudes Herrera Ruiz ofreció una disculpa a quienes lo recibieron en las diferentes oficinas y dijo que también solicitó a los ciudadanos que se comportaran.

Lo anterior lo manifestó al ser entrevistado por las declaraciones del presidente de la Mesa Directiva respecto a que se podría adoptar acciones para sancionar a los diputados que permitieron que Gilberto Herrera Ruiz ingresara al Congreso, acompañado de personas que gritaron frases como “inútiles”, en las oficinas de los diputados de la Comisión de Desarrollo Social.

“[Zapata Guerrero] no es dueño del Congreso, no es dueño de las instalaciones y, mucho menos, dueño de la bancada morenista. Lo reto para que me multe y vemos cómo nos va”.

Apuntó que el delegado de la Secretaría del Bienestar acudió al Congreso como lo haría cualquier otro ciudadano, y que quienes lo acompañaron lo hicieron en estricto apego a su libertad de expresión, aunque reprobó la actitud que adoptaron.

“No coincido con las personas que fueron (...) Estuve presente, sí insultaron a las compañeras, también creo que [existió] una desinformación de las personas que fueron, se estaban manifestando por el eje vial de Zaragoza, decían que no era posible, que eran las 9:30 y no estaban ahí en sus oficinas trabajando. El diputado no tiene un horario”.

Remarcó que los diputados no están obligados a permanecer en sus oficinas, pues trabajan desde diferentes puntos, deben recorrer sus distritos, realizar gestiones y platicar con la ciudadanía.

Aseveró que no debe restringirse el ingreso a los ciudadanos a las instalaciones de la Legislatura, y que si se obliga a que cada persona que acuda deba hacerlo por invitación de un diputado, entonces sacará su escritorio para atender a todos los queretanos en la calle.

Sin embargo, dijo estar a favor de cualquier medida que pueda implementarse para garantizar la seguridad emocional y física de todos quienes se encuentran en el Congreso, entre ellas, la posibilidad de colocar detectores de metal en el acceso.

También reprochó la postura de Miguel Ángel Torres Olguín, coordinador del grupo legislativo del PAN, quien afirmó que a los panistas ya no les interesa reunirse con el delegado. Ruiz Olaes estimó que la declaración muestra el doble discurso del blanquiazul, que primero decía que la ciudadanía era la que quería el encuentro, y ahora ya no quiere realizarlo.

Comentarios