Piden analizar ley fiscal para prevenir amparos

Política 28/11/2015 01:50 Actualizada 11:29

Se deberá analizar la ley hacendaria del estado, a fin de aplicar la desindexación del salario mínimo en los impuestos durante el próximo ejercicio fiscal, ya que los contribuyentes podrían ampararse, lo que repercutiría en la recaudación de los municipios.

Con la desindexación que aprobó el Congreso de la Unión ya no se habrá de medir el pago de impuesto en salario mínimo, sino en una unidad de medida que cada Congreso local podrá definir, por lo que es necesario que los municipios ya no contemplen esta forma de cobrar impuestos, pues en 2016 estarían contraponiendo dicha reforma federal.

“Ya nos pasaron toda la información, donde ya se le quitó toda la presión jurídica al salario mínimo, para que no pueda tener incidencia en todas las contribuciones, nosotros lo tenemos que hacer para evitar algún amparo en el futuro, aunque está al cuarto para las 12 tenemos tiempo, ya se platicó con el Ejecutivo, de manera que al menos todas las leyes hacendarias contemplen la reforma constitucional que se acaba de aprobar”.

Aunque todavía no llega a Querétaro, el diputado aseguró que una vez que sea turnada a los estados será prioridad del Congreso local aprobarla en el pleno, por lo que, dijo, ya se ha hablado de esta situación al interior del Poder Legislativo, coincidiendo en la importancia que tendrá esta reforma constitucional para la recaudación en los 18 municipios.

A decir de Eric Salas, este proceso en Querétaro consistirá en dos etapas, la primera de ellas será aplicada de manera inmediata con la intención de que las leyes de ingresos apliquen la nueva unidad de medida, mientras que después aproximadamente 65% de las leyes en materia hacendaria habrán de ser reformadas a fin de apegarse a la normatividad antes mencionada.

“Hay dos etapas, una es todas las leyes hacendarias si le vamos a entrar para que ya se quite esa limitante jurídica y que vaya en los mismos términos que se aprobó en la federación, eso lo vamos a hacer, todo lo que tenga que ver con los impuestos, todo lo financiero. En la segunda etapa, ya es con más calma, que van a ser todas las demás leyes, 65% se tendrían que hacer un ajuste para cumplir con la normatividad”.

Esta reforma no beneficiará a la recaudación, aseguró el legislador.