Piden a legisladores respetar a sociedad

Política 21/06/2014 00:10 Actualizada 09:05

Independientemente de la filosofía de Acción Nacional, ningún servidor público puede expresarse de manera discriminatoria, declaró el diputado presidente de la Comisión de los Derechos Humanos y Acceso a la Información, Alejandro Cano Alcalá, quien lamentó la declaración del senador de la Comisión de la Familia, José María Martínez Martínez, al declararse en contra de los matrimonios gay.

Y es que familias y organizaciones como el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) buscan la disolución de dicha Comisión que atenta contra los derechos de los mexicanos al rechazar familias con padres del mismo sexo. Hasta el momento, la petición vía web lleva al menos 12 mil 500 firmas en que señala que:

“No cabe en un Estado laico, como el nuestro, el intento por la imposición de modelos familiares tradicionales y principios morales religiosos; mucho menos desde el Estado Mexicano, que debe ser garante de los Derechos Humanos reconocidos en la Constitución y Tratados Internacionales y no promover la discriminación hacia las familias y sus integrantes”.

Destaca la reforma de hace tres años, para incorporar los derechos de todas las personas.

Al respecto, Cano Alcalá rechazó el comentario por su compañero del albiazul y exigió que todos los servidores públicos respeten y representen a la sociedad.

“A todas luces estuvo fuera de lugar, independientemente de los principios y la filosofía de Acción Nacional, creo que en ningún sentido un servidor público y menos quienes representamos a la sociedad, podemos expresarnos de manera discriminatoria, por lo tanto más que la figura de las comisiones de la familia como tal, es qué sentido se le da a las comisiones y creo que el comentario de la Conapred va en ese sentido, a un comentario desafortunado de un senador”, indicó el diputado local.

Comisiones

El diputado dijo que las comisiones deben estar bien definidas a nivel general con el concepto de familia tradicional, pero que también debiera contemplar ser representada por la familia homoparental.

“Las comisiones tendrán que trabajar en pro de todas las familias en general y sin ningún tipo de discriminación”, enfatizó.

En cuanto a los estatutos del partido, Cano Alcalá mencionó que a pesar de que como cualquier otra fuerza política cuentan con principios que defienden, al ser representantes de la sociedad no pueden cerrar la brecha de la inclusión.

“El partido tiene ciertos principios que defienden ciertas causas, sin embargo, los que somos representantes de la sociedad, tenemos que abrirnos a la sociedad en general, por lo tanto independientemente que defendamos los principios de nuestro partido, en ningún sentido tenemos la posibilidad de expresarnos de manera negativa o discriminatoria a la sociedad”, concluyó.