Maya será candidata de Morena: AMLO

Política 11/06/2014 00:02 Actualizada 09:00

Celia Maya García será designada candidata del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) al gobierno de Querétaro, anunció Andrés Manuel López Obrador durante su visita a Querétaro.

López Obrador dio a conocer que los dirigentes estatales de Morena fueron quienes designaron a Maya García después de llevar a cabo una consulta.

Durante una conferencia, el tabasqueño dijo que Maya García representará a Morena, siempre y cuando el movimiento obtenga su registro como partido político, así como que se cumpla con los tiempos legales electorales para realizar la campaña correspondiente.

Maya García —describió— es una mujer con muy buena preparación, es abogada destacada y actualmente es magistrada del Tribunal Superior de Justicia en Querétaro, pero más allá de todo eso, se trata de una mujer con dimensión social y con honestidad.

Acompañado por el dirigente de Morena en Querétaro, Sinuhé Piedragil Ortiz, el presidente del Consejo Nacional de Morena afirmó que en tanto le dan el registro al movimiento, Maya García coordinará parte de la recolección de dos millones de firmas para solicitar que se realice una consulta popular en materia energética.

Señaló que si 2% de los ciudadanos inscritos en el padrón electoral lo solicitan, la autoridad está obligada a realizar una consulta sobre un tema trascendente y Morena ya comenzó la labor para recaudar firmas que se tienen que entregar en septiembre próximo.

Y después, explicó, en las elecciones del 7 de junio de 2015, junto a las boletas a cargos de elección, se entregará a los ciudadanos una papeleta donde se le preguntará: ¿estás de acuerdo o no en que se otorguen concesiones o contratos a particulares, nacionales o extranjeros, en matera de petróleo, gas, refinación de petróleo, petroquímica y en la industria eléctrica nacional, sí o no?

Pronosticó que la mayoría de los mexicanos dirán que no al cuestionamiento energético y eso obligará a que se dé marcha atrás a las reformas entreguistas y antipopulares, porque la gente no quiere la privatización del petróleo y la industria eléctrica nacional.

Detalló que las reformas estructurales, que se han realizado en más de tres décadas, no han beneficiado a los ciudadanos, ni se ha registrado crecimiento económico, ni más empleos o mayor bienestar, sólo han dejado inseguridad y violencia en el país, que es el fruto podrido de la política económica neoliberal.