Recortan personal en Tequis por deudas

Política 09/06/2014 00:22 Actualizada 08:52

Las deudas heredadas a la administración de Tequisquiapan y las demandas promovidas por proveedores, han obligado al municipio a recurrir a recortes en la nómina, afirmó el edil Antonio Macías, quien anticipó el despido de cerca de 30 trabajadores este año.

El alcalde dijo que aunque se ha logrado cumplir con la mitad de las deudas, sigue siendo insuficiente el recurso del municipio para saldar todos los pendientes, razón por la que proveedores interponen demandas y el municipio a su vez, recorta la nómina como medida para sanear las finanzas.

“Seguimos enfrentando deficiencias económicas debido a los adeudos heredados por la pasada administración, el boquete financiero fue muy grande, fueron 50 millones pesos de deuda lo que nos dejaron; aunque hemos disminuido ésta en 50%, siguen haciendo falta recursos para saldar los pendientes”.

El presidente municipal de Tequisquiapan anticipó que para este semestre del año se despedirán a cerca de 30 trabajadores, pero a la vez reconoció que se requiere incrementar la nómina en áreas fundamentales como el DIF, organismo que recientemente inauguró su Centro de Día y que requiere de personal que lo atienda.

“El recorte de personal seguirá este año, no por un mal desempeño de los trabajadores, sino a la deficiencia económica, no podemos pagar las nóminas y prestaciones que implican, recibimos la administración con 750 empleados y ahorita tenemos 650”, dijo Macías Trejo.

Reconoció que el municipio enfrenta demandas iniciadas por proveedores por falta de pago y muchas de éstas han sido resueltas a favor de los proveedores, obligando al municipio a cumplir con los pagos y reducir con ello la capacidad de maniobra financiera.

“Estas demandas que nos han obligado a cumplir con los pagos nos ha provocado que desatendamos asuntos importantes en obra pública, en servicios para el municipio, porque tenemos que atender estas obligaciones que nos heredaron”, externó el edil.

De igual forma, dijo que la demarcación enfrenta demandas por el cobro injustificado del Traslado de Dominio, siendo el principal impuesto aplicado inconstitucionalmente y que a Tequisquiapan le ha costado indemnizaciones por cuatro millones de pesos, debido a los juicios ganados por particulares.

“Tuvimos que entregar cerca de cuatro millones de pesos, comparado con otros municipios es poquito, pero para Tequisquiapan significa dejar de arreglar hasta cinco calles en alguna comunidad”, expresó.