Llamam a ‘frenar’ resolución legislativa

Política 04/06/2014 00:02 Actualizada 09:03

El presidente de la Defensoría de los Derechos Humanos del Estado de Querétaro (DDHEQ) Miguel Nava Alvarado, sostuvo que, de manera irregular, los poderes Legislativo y Judicial del Estado pretenden desconocerlo como titular de la DDHEQ, para ello han hecho valer un juicio constitucional de manera irregular, violentado las leyes locales y nacionales en la materia.

Durante una conferencia celebrada en las oficinas de la DDHEQ, justo minutos después de que la 57 Legislatura Local diera a conocer su decisión de “reponer” la designación del titular de la DDHEQ, Nava Alvarado, solicitó el apoyo de la sociedad, para “echar abajo” la decisión de los diputados locales, a los que llamó sus “señorías”.

Aseguró que la resolución de la Legislatura Local estuvo sustentada en una motivación política, pero se abstuvo de nombrar a algún responsable directo. “Yo los invito a que me apoyen. Vayan y reclámenle a sus señorías de la decisión que tomaron, completamente fuera de la legalidad”, dijo.

No obstante, durante su intervención y cuestionado por reporteros locales, Nava Alvarado mostró un oficio enviado al Coordinador de la Junta de Concertación Política del Congreso local, Guillermo Vega Guerrero, en donde quedó asentado la solicitud hasta en 4 distintas ocasiones, para revisar el caso de Juicio Constitucional, en el cual los legisladores queretanos tomaron la decisión de reponer el procedimiento de selección, el cual fue solicitado por José Luis Cesar Pérez Guzmán en el 2013.

El aún titular de la DDHEQ asentó que de confirmarse la reposición del procedimiento para designar al titular de dicha dependencia, se configuraría un antecedente negativo para México, de repercusiones internacionales. Ya que, por vez primera un titular de un organismo encargado de la defensa de los derechos humanos a nivel mundial acudiría a una instancia internacional como lo es la Corte Interamericana de Derechos Humanos, justamente denunciando la violación de sus propios derechos.