Sabemos nuestro cuento.

Opinión 08/10/2014 08:41 Actualizada 08:41

De niños jugamos con la imaginación como principal elemento y construimos aventuras en medio de un bosque de árboles altos con brechas y senderos que solo se van descubriendo en la medida que avanza nuestra propia aventura encaminada a encontrar, más allá del bosque, un castillo enorme  para vencer a los enemigos con valor y un poco de magia, para entonces rescatar a las princesas como en los propios Cuentos de la Alhambra que publicara Irving Washington en 1839 sobre ese maravilloso lugar ubicado en Granada, España. 

En esta imagen se observa a lo lejos el arco de las Granadas, un histórico monumento que nos lleva a la Alhambra a través del bosque o, como en este caso, nos permite salir del mismo para llegar a la ciudad.

 La propia foto me hace pensar e imaginar sobre la visión de los problemas que hoy día enfrentan nuestro Querétaro, estado y municipio. Ojalá y en mente de todos los personajes del cuento, que somos todos, optemos siempre por el camino claro que nos lleva a la solución de los mismos, sin desear andar por lo oscuro del bosque de los intereses, aquellos que son ajenos al bienestar de la comunidad misma.