Se encuentra usted aquí

Un brindis con sabor internacional

Querétaro se convirtió en la capital del vino al ser la sede de la segunda edición del “México Selection By Concours Mondial de Bruxelles 2018”, que se caracterizó por un gran ambiente con especialistas de todo el mundo y amantes de esta bebida
Un brindis con sabor internacional
Fotos: César Gómez, Mitzi Olvera y Román Castillo
16/08/2018
07:00
Mariana Moctezuma
-A +A

Con un exclusivo coctel en la cava de la Finca Sala Vive by Freixenet, comenzó la segunda edición del “México Selection By Concours Mondial de Bruxelles 2018”, el certamen más importante de la industria vitivinícola en el mundo.

Teniendo como marco las barricas de crianza del vino, Francisco Domínguez Servién, gobernador de Querétaro, destacó el crecimiento de esta industria en el estado y dio una cálida bienvenida a Baudouin Havaux, presidente del Concours Mondial de Bruxelles, así como a Carlos Borboa, director del México Selection, y a los expertos de talla internacional, quienes evaluaron la calidad de las 420 etiquetas participantes.

A la gala inaugural también asistieron destacadas personalidades de la industria en la región como Hans Duer, presidente de la Asociación de Vitivinicultores de Querétaro; Eusebio Goyeneche, presidente de la Escuela de Vino Artesanal, además de productores de vino como Lluis Raventós, Miguel Calzada y Eugenio Parrodi, quienes destacaron que este evento es una buena oportunidad para dar a conocer la calidad de los vinos queretanos.

“Metimos dos etiquetas al concurso, ‘Indomable’, un reserva 100% merlot y un rosado seco que se llama ‘2 Secretos’, el año pasado participamos en Guanajuato y ganamos medalla de oro con un tinto y un espumoso, y este año buscamos repetir la hazaña”, comentó Parrodi, representante de Cava 57.

Por su parte Borboa celebró la realización de este macro evento en el estado.

“Cada año decidimos apuntar a una región vitivinícola en efervescencia y creemos que Querétaro es indudablemente de las de mayor referencia a nivel nacional (…) Un rincón con mucha historia, un referente de producción de vinos espumosos, pero también de vinos tranquilos, con rutas enoturísticas increíbles, mucha cultura y gastronomía única”, expresó.

Veladas con sabor

A lo largo de los tres días de la competencia, se realizaron actividades culturales y gastronómicas en recintos como El Caserío, donde se ofreció una cata maridaje a cargo del mixólogo de la casa Alan Pimienta, quien en compañía del violinista Cristian Blanco “The Hatman”, encabezó una noche de concertino entre manjares y vino.

En la velada, los asistentes se deleitaron con una selección especial de vinos de El Marques, que fue maridada con tapas, empanadas y brochetas, mientras el músico cubano interpretaba algunos clásicos como Smells like teen spirit de Nirvana, I feel it coming de The Weeknd ft. Daft Punk y Viva la vida, de Coldplay; además presentó un interesante repertorio para estrenar canciones de su nuevo disco titulado New Beginning.

Catas amateurs

El ambiente en el Centro de Congresos exaltó las creaciones de productores de Guanajuato, Aguascalientes y por supuesto Querétaro, ya que ofrecieron un deleite al paladar de curiosos y aficionados al tema.

Y para ser parte de esta experiencia, se ofrecieron catas guiadas por especialistas como Carlos Borboa, Andrés Amor y Baudouin Havaux, quienes a través de sesiones de tasting compartieron con la gente detalles sobre la metodología que los jueces siguieron para seleccionar las mejores etiquetas.

Durante el ejercicio, los expertos proporcionaron réplicas de las hojas de evaluación basadas en los criterios de la Organización Internacional de la Viña y el Vino, donde detallaron la verificación de aspectos como limpidez, apariencia, intensidad, autenticidad y calidad, además de la acidez y astringencia de las bebidas.

Un brindis final

Luego de que 37 jueces de Francia, España, Suiza, Noruega, China, Estados Unidos, México y Bélgica analizaran 30 vinos y 25 espirituosos cada día, se dio lugar a la ceremonia de clausura en el Palacio de Gobierno, donde los expertos, vitivinicultores y autoridades asistentes, brindaron por la calidad y sabor de los vinos mexicanos.

Rodeados por la obra mural del pintor Víctor Cauduro, los invitados celebraron la conclusión del evento con vino tinto, que  fue maridado con una ensalada de fideo chino, un carpaccio de atún y un corazón de filete.

Para el postre, se sirvió un vino rosado junto a una bomba de tres chocolates, que además de endulzar el paladar animó a los asistentes a intercambiar en inglés, español, mandarín y francés, su experiencia durante el certamen, para cerrar la velada con un mezcal, que hermanó tanto a chinos, como bruselenses y estadounidenses, que entre risas se hermanaron con el primer trago de este destilado tradicional.

Para concluir con broche de oro, se dio a conocer que la sede del próximo año será Aguascalientes, por lo que Hugo Burgos,  secretario de Turismo de Querétaro, pasó la batuta, representada con un pequeño árbol de uvas.

La noticia fue celebrada con gran ánimo entre el canto y los rasgueos de una agrupación de mariachis, que irrumpió sorpresivamente en el evento bajo las coplas de “Mi Querétaro lindo”.


CONCIERTO

Cristian Blanco “The Hatman”, encabezó una noche de concertino entre manjares y vino, en el evento que tuvo como sede El Caserío.


THE WINNER IS…

Este año más de 450 etiquetas de vinos mexicanos participaron en el certamen, entre las cuales 60 vinos fueron queretanos. El 17 de agosto se anunciará  a los ganadores de las categorías Plata, Oro y Gran Oro, quienes recibirán sus medallas en noviembre en la Ciudad de México


EXPERIENCIA VITIVINÍCOLA 

  • Las actividades incluyeron visitas a  viñedos como Freixenet y San Juanito
  • El espacio promueve la convivencia entre especialistas

Comentarios