Choferes acuden a convocatoria para conducir pipas de Pemex

La promesa de empleo es de un sueldo de 14 mil 500 pesos quincenales
Choferes acuden a convocatoria para conducir pipas de Pemex
FOTO: JUAN CARLOS REYES. EL UNIVERSAL
19/01/2019
10:38
Ricardo Moya
-A +A

A penas pasaron tres horas desde el anuncio que dio el presidente Andrés Manuel López Obrador, cuando la gente comenzó a llegar a las instalaciones de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) para pedir trabajo como choferes de pipas de Pemex.

La promesa de empleo con un sueldo de 14 mil 500 pesos quincenales atrajo tanto a hombres como a mujeres, quienes con sus papeles bajo el brazo se aproximaron a la puerta 3, sobre la avenida del Conscripto, y a la puerta 8, en el cruce de la calle Ingeniero Zapadores y Parque de la Estrella, en Naucalpan.

Uno a uno los aspirantes fueron colocados en una fila, después de registrarse y de demostrar que contaban con todos los requisitos. Debían esperar una vez más a bordo de un camión, por eso algunos empezaron a conversar para romper el hielo.

Cuando los grupos llegaban a ser de 15 a 20 personas, tras periodos de hasta 30 minutos de espera, eran trasladados hacia el interior del campo militar, en donde se les explicarían los detalles del empleo.

Artículo
En sus pesadas unidades también hacen fila y esperan horas para cargar combustible para surtir las estaciones
Piperos, los nuevos héroes en tiempos del desabastoPiperos, los nuevos héroes en tiempos del desabasto

Además, cada uno de los aspirantes debía realizar una prueba de manejo a bordo de una pipa, escoltados por una unidad militar, tal y como deberán hacerlo en caso de ser contratados como choferes.

Mezclada entre la fila de hombres, Rosa Elena Sánchez, originaria de la capital, ha conducido por 10 años las pipas de agua de su madre. Al reunir los requisitos, no dudó en presentarse: “Ahorita no estoy como tal trabajando, mi mamá es la que es dueña de pipas y yo le ayudo”, comentó mientras esperaba.

Conforme avanzaba el día, el número de los interesados aumentó.

Para los hermanos Joel y Javier Badillo Pérez, quienes han dedicado parte de su vida a conducir vehículos pesados con sueldos muy variables, —desde 7 mil pesos al mes—, se abrió una oportunidad de conseguir un empleo con un buen sueldo, fue por eso que un familiar que trabaja en la Sedena les avisó de esa oferta.

“Está bien, pero como está la situación, ahorita es muy riesgoso estar de chofer de las pipas de Pemex”, comentó Joel.

En el primer día de la convocatoria que busca reclutar a 2 mil choferes, y que termina el lunes 21 de enero, se pudieron ver a decenas de personas formarse en busca del empleo.

 

arq

Comentarios