Encarga su perra husky y se la regresan envuelta en cinta adhesiva en Irlanda

Kirsten Kinch contó que las encargadas de la perrera le dijeron que encontraron a su mascota ensangrentada en su jaula; luego se la entregaron en una bolsa negra envuelta como si fuera un paquete
Encarga su perra husky y se la regresan envuelta en cinta adhesiva en Irlanda
Foto: Instagram
25/04/2019
03:00
Redacción. Ciudad de México
-A +A

Kirsten Kinch, quien vive en Dublín, Irlanda, contó que encargó a su perra husky “Nova” en una perrera durante tres días, pues saldría de vacaciones, cuando regresó por su mascota se la entregaron envuelta como un paquete con cinta adhesiva.

La joven relató a través de Instagram que el pasado 27 de diciembre, llevó a “Nova” a una de las perreras de “P&E Boarding Kennels and Cattery” para que la cuidaran durante los tres días que saldría de vacaciones a Islandia.

Agregó que dejó instrucciones por escrito, incluso acudió a hablar con el personal del lugar, para explicar el tratamiento que “Nova” llevaba debido a la colitis que sufría desde hace tiempo.

“Di múltiples instrucciones escritas y verbales sobre cómo se le debía administrar el esteroide por separado en su comida y que ella necesitaba tomarlo dos veces al día”, dijo en un mensaje en la red social.

El 31 de diciembre fue directamente del aeropuerto a la perrera para recoger a “Nova”; sin embargo, en el lugar le indicaron que habían encontrado esa mañana a la perra ensangrentada en su jaula.

“Nos quedamos impactados y más allá devastados por esto, ya que habíamos dejado a un perro sano en los tres días anteriores”, agregó.

Kirsten Kinch preguntó a las cuidadoras si “Nova” había recibido su medicamento como lo explicó anteriormente, a lo que respondieron que sí.

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Kirsten Kinch (@kirstenkinch) el

Luego, las encargadas de la perrera le entregaron a “Nova”.

“Habían aplastado a Nova en lo que puedo describir como una pelota, envuelta en una bolsa negra, cubierta con cinta adhesiva. No había cuidado ni empatía en la forma en la que fue tratada”, señaló la joven.

“Fue absolutamente traumático y desgarrador llegar con ella así”, añadió.

Kinch contó que la veterinaria tuvo la misma reacción. “No podía creer que un husky de 25 kilos estuviera abarrotado como una bola”, dijo.

Finalmente, la joven indicó que pidió información a la perrera sobre el estado de “Nova” durante su estancia en ese lugar, entre otros datos.

“Nova fue una especie de perro de mi vida para mí y mi familia y ha dejado un agujero que siempre será imposible de llenar. Es amada y extrañada cada día”, escribió.

Comentarios