Avala Parlamento cubano cambios a su constitución

Proyecto pasa a discusión popular
Avala Parlamento cubano cambios a su constitución
Foto: Yander Zamora / EFE
23/07/2018
12:00
Agencias
-A +A

La Habana.— El Parlamento de Cuba aprobó ayer un proyecto de nueva Constitución que reconoce a la propiedad privada como parte de su economía, sin abandonar su rumbo socialista, y se abrirán las puertas al matrimonio igualitario. Además, el presidente Miguel Díaz-Canel llamó a la población a mantener una “batalla ética” contra la corrupción.

El texto constitucional fue aprobado por unanimidad en una sesión ordinaria de la Asamblea Nacional; sin embargo, el proyecto pasará ahora a discusión popular del 13 de agosto al 15 de noviembre. Por último se realizará un referéndum nacional, antes de su aprobación final. 

“Estamos frente a un proyecto que contribuirá, luego de la consulta popular, a fortalecer la unidad de los cubanos en torno a la revolución”, dijo Díaz-Canel. 

El mandatario subrayó que en esa discusión “cada cubano podrá expresar libremente sus opiniones y contribuir a alcanzar un texto constitucional que refleje el hoy y el futuro de la patria”. 

El proyecto de 224 artículos reafirma “el carácter socialista” del sistema político cubano y el papel rector del gobernante y único Partido Comunista, a la vez que mantiene invariables sus fundamentos económicos: “La propiedad socialista del pueblo y la dirección planificada de la economía”; no obstante, retira de la nueva Carta Magna la parte que alude a la “sociedad comunista” como un fin.

Artículo
Tras más 23 horas de debate y con 129 votos a favor, 126 en contra y una abstención, la Cámara de Diputados despenalizó la interrupción voluntaria del embarazo sin restricciones hasta la semana 14 de gestación
Congreso de Argentina despenaliza el abortoCongreso de Argentina despenaliza el aborto

Luego de cuatro décadas de propiedad mayoritariamente estatal, Raúl Castro inició en 2008 reformas para actualizar el modelo económico de la isla, que impulsaron el trabajo privado; no obstante, esas reformas, que ahora Díaz-Canel debe continuar, requieren de un piso legal que no existe en la Carta Magna.

El proyecto sienta las bases para integrar diferentes actores financieros, al reconocer el papel del mercado en la economía socialista de la isla, la inversión extranjera y nuevas formas de propiedad, entre ellas la privada. 

En el plano político, el proyecto instituirá la fórmula de Presidente de la República (actual líder del Consejo de Estado y de Ministros), y el vicepresidente, y restablece el cargo de primer ministro. Además, el proyecto define el matrimonio como la unión concertada entre dos personas, sin precisar sexo, allanando legalmente el camino para el matrimonio homosexual. En su discurso ante la Asamblea Nacional, Díaz-Canel dijo: “Mantendremos y a la vez convocamos a desplegar una batalla ética contra la corrupción”.

Afirmó que el gobierno sabe que cuenta “con el apoyo irrestricto de los ciudadanos”. Insistió en que los organismos, organizaciones e instituciones de la isla deben actuar en “defensa permanente de la unidad, la disciplina, el análisis integral y la exigencia”.  

Comentarios