Se encuentra usted aquí

Exhorta obispo a renovar la fe

28/03/2016
12:49
-A +A

Durante la celebración de la homilía de la resurrección de Jesucristo y con ello el inicio del periodo pascual, el obispo de Querétaro, Faustino Armendáriz Jiménez, exhortó a los fieles católicos a renovar su fe en Jesús, y a creer en él, aun en tiempos personales de desesperación y crisis.

Indicó que la Semana Santa fue un periodo de acompañamiento a Jesús, en el que los creyentes trataron de seguir las huellas del mesías, durante su pasión, muerte y posteriormente en su resurrección, “fuente de vida de la Iglesia”.

“Jesús resucitado, Jesús que está vivo, y que quiere vivir en su corazón, Dios sigue estando pendiente de todos nosotros, la ovejas perdidas y nos atrae de alguna u otra manera por circunstancias diversas, y nos toca ser corresponsales a ese amor de Dios que ha manifestado al subir a la cruz por tí y por mí”, externó el obispo.

En este sentido, reiteró que el periodo pascual que inicia con la resurrección de Cristo y que dura un periodo de 50 días, es una oportunidad para retomar la vivencia de la fe, además de que es un tiempo de Dios y de alegría.

“Es un tiempo de gozo para la alegría, de gozo para la Iglesia y obviamente este gozo no viene por generación espontánea, se construye pero al mismo tiempo es por la presencia de Dios, nuestra fe tiene que ser capaz de comprender y de detectar la presencia de Dios aun en los momentos más dramáticos de nuestra vida, incluso en nuestras tumbas vacías, personales, es decir, cuando estamos en crisis o en situaciones de dolor, tenemos que buscar la presencia de Dios”, acotó.

De igual forma indicó que es un periodo en el que se debe reforzar la fe ante las circunstancias que vive actualmente el país, al destacar que Jesús genera esperanza, situación que debe replicarse en los hombres, quienes dijo, tienen la responsabilidad de no generar violencia.

“Es fácil hablar en contra de la violencia, pero también es necesario comprometerse a no generar violencia en nuestros hogares, con las personas que están a nuestro alrededor, y en nuestros días la mejor manera de construir la paz es pidiéndola, porque es un don de Dios y en segundo, construyéndola, porque es una tarea de los hombres”, señaló Faustino Armendáriz.

Asimismo, señaló que en el Domingo de Pascua se recuerda la resurrección de Jesucristo y con ello el recuerdo de que murió en la cruz para salvar a los hombres del pecado, por lo cual, quien vive esta experiencia será capaz de volver a descubrirlo.

“Es vital vivir la experiencia del encuentro amoroso de Dios, que se fortalece en los momentos más críticos de nuestra  vida, aun cuando la desesperanza nos desborda, hoy es Pascua de resurrección, que la palabra de Dios a lo largo de todos estos días hasta la resurrección de Jesús nos lleve a vivir esa experiencia más íntima con él”.