Se encuentra usted aquí

22/11/2013
01:05
-A +A

Las ventas en Querétaro registradas en el pasado Buen Fin, podrían alcanzar un monto de mil millones de pesos, estimó el presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco) local, Roberto Ruiz Hernández.

Dijo que a pesar de que inicialmente se esperaban 800 millones de pesos, hubo un movimiento muy fuerte en los más de 40 mil comercios que participaron en ese programa, realizado del 15 al 18 de noviembre pasados a nivel nacional.

“Eso habla de que Querétaro sigue con una dinámica económica muy interesante y este fin de semana la mayoría de establecimientos tenían un movimiento muy fuerte”, aseguró el empresario queretano.

Confío en que todos los consumidores que tuvieron la oportunidad de participar en el “Buen Fin” y comprar productos de su interés, les haya sido de gran utilidad y sobre todo de una inversión importante para una mejora en sus hogares y para su familia.

Ruiz Hernández recordó que el año pasado la estimación de ventas para ese mismo periodo fue de mil 200 millones de pesos.

Sin embargo, planteó que luego de que se realizara la estimación de ventas para este año, podría incrementarse el tipo de transacciones presentadas durante esas fechas.

“Nos fue muy bien, superaron nuestras expectativas, las cifras que teníamos habían sido no conservadoras, pero sí realistas de acuerdo al entorno que estamos viviendo”.

El líder empresarial indicó que donde hubo un mayor movimiento fue en las tiendas grandes, departamentales y cadenas, mientras que los productos más vendidos fueron electrodomésticos, electrónicos y otros artículos para el hogar.

“Hubo de todo, teníamos ofertas desde algunos paquetes de viajes, autos, casas, todos los rubros y en todos los sectores se veía movimiento”, expresó.

Recordó que a nivel nacional se estimaron 160 mil millones de pesos, lo que equivale a 10 o 15% más que la cantidad que en 2012.

En medio del contexto de la desaceleración económica, el líder del comercio en el estado recordó que durante este periodo, los negocios no presentan las mismas ganancias que otros años, por lo que luego de los resultados preliminares, sus expectativas quedaron rebasadas.