Procuraduría: tres problemas son los que “pegan” a San Nicolás

Los ejidatarios de San Nicolás tiene tres problemas fundamentales que son un conflicto por la posesión de la tierra
Reginaldo Rivera, delegado federal de la Procuraduría Agraria en Querétaro, dijo que no pueden apoyar a los ejidatarios en asuntos legales (RICARDO LUGO. EL UNIVERSAL)
18/01/2017
01:55
Domingo Valdez
-A +A

Los ejidatarios de San Nicolás tiene tres problemas fundamentales que son un conflicto por la posesión de la tierra con unos particulares, una invasión encabezada por un dirigente queretano y que no es un ejido certificado, afirmó Reginaldo Rivera de la Torre, delegado federal de la Procuraduría Agraria estatal.

Señaló que los afectados desde hace años contrataron a un abogado, pues la Procuraduría no puede hacer esas funciones, aunque pueden asesorar a los ejidatarios.

“San Nicolás trae muchos problemas. Nosotros no somos abogados de ellos, porque los núcleos agrarios no están obligados a tomarnos como abogados… San Nicolás tiene años de haber contratado a un abogado asesor, traen un conflicto legal con una familia Pérez, por un polígono más o menos grande”, explicó el funcionario estatal.

Apuntó que tras la plática que sostuvo con los ejidatarios les pidió que le hicieran de su conocimientos todos sus problemas para asesorarlos en la parte operativa, aunque en la parte jurídica no pueda hacer mucho.

Comentó que los problemas legales en San Nicolás se deben en buena medida a que es un ejido que no está certificado, proceso que se instauró de los 90 en la reforma que se hizo a reparto agrario.

Este proceso consistía en usar la tecnología satelital para delimitar los ejidos, pues cuando se otorgan las tierras ejidales en los años 30, avaladas por documentos presidenciales, se hacían las mediciones menos rigurosas.

“Al tener los elementos satelitales se fijaron coordenadas y se certificaron los ejidos. Fue un proceso voluntario, pues los ejidos se unieron de manera voluntaria. Diez ejidos en Querétaro no lo hicieron”, aseveró.

Problemas. Agregó que los ejidatarios de San Nicolás cuentan aún con los certificados presidenciales, y no se ha podido certificar la zona porque en primera hay un juicio contra la familia Pérez, por lo cual no han podido cerrar un polígono, porque hay una disputa de límites, y si no cierra un polígono no se puede certificar.

Mientras que la otra razón es que no han querido que se inicie con el proceso, a pesar de la insistencia de la autoridad agraria.

Explicó que la nueva mesa directiva de la comisaría ejidal estará en funciones hasta septiembre próximo, cuando terminaba el periodo de la removida. José Nieto Gutiérrez fue electo como comisariado ejidal en aquella asamblea de diciembre pasado.

Adelantó que en los próximos días, por los hechos cometidos por el ex comisariado ejidal, podrían acudir a la Fiscalía del estado a presentar una denuncia por los probables delitos cometidos.

Precisó que una parte importante también en la posesión de la tierra es que los ejidatarios hagan sus testamentos, para que a quien ellos elijan sean los próximos dueños de las tierras.

En el estado, puntualizó, son casi 30 mil sujetos agrarios que no tienen testamento, además de lo 10 ejidos sin certificar, principalmente en la zona del semidesierto.

“El ejido ha envejecido. Veo que la mayoría de ellos son de la tercera edad, están enfermos, no se pueden desplazar”, acotó.

Comentarios